Menú principal

Lunes Septiembre 20, 2021

Por Javier Corredor

Si usted ha estado cerca de la élite colombiana probablemente conoce a alguien que cree que Meissen es una marca de cerveza alemana, o que Kennedy queda en algún estado al este de los Estados Unidos. Probablemente, también tuvo que ayudarle a alguno a llegar a la Plaza de Bolívar en las protestas contra Samper, o explicarle que Lucero Alto no es el nombre de una cantante de música de planchar.

Todo esto empieza con la endogamia educativa.

El destino manifiesto y nunca puesto en duda de una mayoría importante de los estudiantes de estrato seis (o más) en Bogotá es hacer un posgrado en el exterior (Estados Unidos y Europa por supuesto); es formar pareja con alguien que asistió como ellos a un colegio internacional, y que creció a pocas cuadras de su casa; es también tener un grupo de amigos que frecuenta los mismos círculos, que habla por lo menos dos idiomas y que es prolífico en apellidos de origen extranjero. A veces preservados obstinadamente con un guión después del apellido nacional. En palabras del Chavo para que me entiendan mejor: Los Pérez-Abolengo.

No todos. Algunos se rebelan, o conocen a alguien que les mueve el piso y se quedan a vivir en la clase media globalizada y renuncian de esta forma a los privilegios heredados. Para preocupación de los padres, que cada día más prefieren dejarlos hacer el pregrado aquí, no sea que vuelvan confundidos como Clara López o Daniel García-Peña, o como el mismo presidente, que después de Kansas le dio, más bien con poca consistencia, por intentar ser un traidor a su clase. Algunos pocos en sus viajes hacen amigos de otro origen; pocos también, venidos de provincia o de la educación pública. Los otros, la mayoría, vuelven al redil después de haber conocido el mundo, y paradójicamente sin conocerlo.

La historia no es nueva. Tampoco lo es la evidente desventaja genética que implica en el mediano plazo, ya saben por aquello de casarse entre castas. Lo que es nuevo y preocupante es la forma en que éste se ha convertido en el modelo a seguir para la educación en todos los niveles. Lo preocupante es también que ellos son los encargados de dirigir el país y de pensarlo. La columna de Marc Hofstetter sobre las víctimas, o mejor contra ellas, me recordó la que es quizás la más grave consecuencia de esta endogamia: la ausencia de empatía por los que sufren. Allí se implica que la búsqueda de reparación o más generalmente de cualquier otro apoyo estatal, es el producto de una actitud lastimera y vergonzante. Una obligación políticamente correcta pero sin fundamento. Como si haber nacido pobre, o ser víctima, o estar quebrado, fuera el producto de una autocondescendencia elegida. Más allá del debate de política pública que el texto pretendía abrir, y de las aclaraciones y disculpas del autor en la sección de comentarios, la siempre buena excusa de que lo que se hizo fue sacrificar un mundo para pulir un verso, lo que es irritante del texto es la notoria incapacidad empática. Como si en realidad el autor no se pudiera conectar con la angustia de un caficultor quebrado, o el dolor silencioso e irreparable de alguien que busca a un familiar desparecido, como si esas cosas, más allá de las cifras, no existieran. 

Lo que un modelo educativo segregado genera es la incapacidad de ponerse en la posición del otro (del otro en el espacio social: otra clase, otra raza, otra experiencia vital). Lo que una experiencia social compartida en una escuela incluyente (o una lectura básica de Rawls) puede enseñar es que nadie elige nacer donde nace, y que por lo tanto no es merecedor (ni culpable) de lo que esa posición implica. Las víctimas no eligieron su destino (tampoco los pobres), ni lo hicieron en una conspiración para acceder a beneficios estatales. Esa es la historia ya gastada por los republicanos de la welfare mom, en su tarea de desacreditar los programas de ayuda social. Mi pregunta es cómo alguien pudo escribir eso sin sonrojarse: Tal vez no se preguntó cómo se distorsionan los mercados cuando a la gente la descabezan para robarle la tierra, o peor no pudo conectar con el sufrimiento que eso implica. Las escuelas enseñan desde antes de empezar las clases, por la decisión e imposición de quienes pueden entrar, de quienes tienen el derecho, y de quienes se quedan afuera. Sin experiencia vital compartida, sin empatía con los que están en una posición más débil, todo lo que se hable en la clase de ética, son palabras perdidas.

Comentarios - Cada usuario tiene la posibilidad de incluir solo tres comentarios
Dom, 2013-08-04 19:32

Me tocó vivir un caso de endogamia educativa muy curioso: estudié Tecnología de Producción en el ITM de Medellín y 4 de mis profesores eran Ingenieros de Producción de la elitista EAFIT, los 4 se caracterizaban por su absoluto desinterés en enseñarnos absolutamente nada, hasta el punto en que dudé que en realidad supieran algo. Cuando nos permitían el privilegio de su presencia era la más de las veces para perder el tiempo, creo que no estaban interesados en que una institución pública le hiciera competencia a su exclusiva universidad y se limitaban a ser simpáticos y recibir el sueldo. Una verdadera frustración fué tenerlos como profesores.

Dom, 2013-08-04 20:46

Y vos y tus compañeros se mamaron estos profesores sin atreverse a frentearlos?,no entiendo, siendo una institución pública es mucho mas fácil lograr que el panorama que pintaste tomara un tono diferente.NO vayas a dar tu nombre por que nadie te contrata, es claro que hay debilidades en tu aprendizaje.

Sáb, 2013-08-03 10:55

Yo estoy seguro que M.H. es un buen tipo en el micronivel, en lo interpersonal (espero o asumo): buen hijo, buen profesor, buen ciudadano. Pero la comprensión social va más allá. Muchos buenos ciudadanos, guardadas las proporciones con el caso que discutimos acá, terminaron apoyando el holocausto por no ver esos matices (leer Willing Executioners). Él sabe mejor que nosotros que la crisis cafetera y de otras exportaciones tiene que ver con con circunstancias macroeconómicas de difícil solución (incluyendo el problema cambiario del cual es experto). Entonces porque culpar a la gente por eso. Osea, y ahí viene el punto de ponerse en la posición del otro, lo que eso implica para una persona en el campo es pasar hambre (no es vender el carro, no es pasarse a un apartamento más pequeño, es no tener que comer).

Mié, 2013-08-07 10:29

Pues por eso dije, "guardadas las proporciones", pero lo digo en serio, no pensando en usted o en M. H., sino en muchos de mis compañeros de Universidad (no todos) que en los 90´s expresaban abiertamente opiniones favorables al paramilitarismo, con justificaciones como que "un guerrillero se quita el uniforme y se convierte en campesino y ya nadie lo puede tocar". Y cuando uno los consideraba como personas eran excelentes amigos, estudiantes, hijos, ciudadanos. Pero decían eso. Yo se que las proporciones son distintas pero el problema de las víctimas acá es gigantesco. Lea esto (http://www.centrodememoriahistorica.gov.co/micrositios/informeGeneral/) y preguntese si usted cree que "hay que hacer una vaca para repararlos" o hacer un proceso de memoria histórica serio y con impacto.

Dom, 2013-08-04 09:54

La mala fe no tiene límite aquí.

¿En dónde Hofstetter culpa a alguien de su situación?

¿Qué significa ponerse en la situación del otro? Aparentemente, uno no se ha "puesto en la situación del otro" si no se inclina inmediatamente por repartir ayudas.

Claro que cualquier persona entiende que entre más pobre se es, la situación es más desesperada. El problema es que Corredor cree que si uno no concluye inmediatamente que la solución es ayuda estatal, se puede inferir que no ha "empatizado" y, además (y este es el colmo de su mala fe), que eso es equivalente a afirmar que el pobre lo es por elección propia.

De nuevo, ¿alguien puede citar algún aparte del escrito en donde Hofstetter al menos sugiera que los pobres lo son por su propia elección?

Dom, 2013-08-04 13:09

Qué jartera el tono de este comentario y la acusación al autor del post (y a todo el que no comulga con su opinión) de actuar de mala fe. No dejemos que el foro se vuelva un lugar para el insulto y la descalificación personal.

Dom, 2013-08-04 15:14

Para eso hay reglas. Si le molesta mi tono, puede quejarse con los moderadores de LSV, ellos decidirán si los eliminan.

Eso sí, me parece raro que no haya encontrado nada "jarto" en el tono de quienes opinaron en contra de Hofstetter en esta entrada (y en la que él escribió).

Dom, 2013-08-04 15:26

Nadie pidió que eliminen su comentario --y LSV no tiene moderadores. Simplemente ejerzo con plena autonomía mi derecho a opinar sobre lo que se escribe en este foro. En este caso, lo mucho que me desagrada el ataque personal suyo a quien no comulgue con sus opiniones.

Dom, 2013-08-04 16:01

Su comentario es solo otra muestra de mala fe, lo siento, pero eso es.

¿Yo dije que usted pidió que eliminaran mi comentario? No. Dije que si le molesta mi tono, se puede quejar con el moderador y que el moderador decidirá si lo elimina.

De pronto no es mala fe de su parte, puede ser un problema de "hermenéutica", como diría otro comentarista.

Yo no sé si el nombre exacto es "moderadores" pero en LSV eliminan comentarios cuando no cumplen sus reglas (que es exactamente lo que hace un moderador en un sitio de Internet).

Y, de nuevo, me parece raro que no haya encontrado "jarto" el tono de quienes están en desacuerdo con Hofstetter.

Dom, 2013-08-04 16:36

Que encuentro su tono molesto e insultante pues ataca a las personas prefiero decirselo a Ud. No necesito "quejarme" ante nadie pues (de nuevo) no busco que retiren su comentario.

Lun, 2013-08-05 10:09

Ya, es solo una queja conmigo por mi tono. No veo el sentido, pero ya entendí que es solo una queja para que yo mismo me modere y para que "No dejemos que el foro se vuelva un lugar para el insulto y la descalificación personal." Le faltó: excepto cuando sea para criticar a Hofstetter (o a los "neoliberales" o algo así)).

De nuevo, ¿no le molesta el tono de los que criticaron a Hofstetter (que es, esencialmente, el mismo tono que yo usé)?

Lun, 2013-08-05 16:15

No es una queja. Es una observación. Creo que es imposible tener un debate cuando se parte de la base de que quien no está de acuerdo conmigo es porque actúa de mala fe. Sin presunción de buena fe se "daña" la calidad de la conversación.

Hago la observación porque aprecio este foro como un espacio de debate para un público del cual yo formo parte. Cuando Ud. lleva el debate (repetidamente y con virulencia) al terreno de la descalificación personal, se enrarece el ambiente y se eleva el "costo" de la participación para todos. Como siento que este espacio compartido en algo me pertenece, ejerzo mi derecho (el que tenemos Ud. y yo) a opinar sobre ello.

Sobre su insinuación de que yo observo esto solamente porque pensamos distinto: Ud. más que muchos sabe que a mí me gusta conversar largo y tendido en estos foros con quienes piensan distinto a mí.

Dom, 2013-08-04 10:46

La hermenéutica no es mala fe. Por lo menos, no automáticamente. Es válido interpretar un escrito, aunque la interpretación pueda resultar equivocada según el juicio de otros. Y en la interpretación de una interpretación también es válido utilizar los principios de la hermenéutica y, también, podría ser juzgada como equivocada.

La hermenéutica reconoce que un escrito puede tener, al menos, dos tipos de significado: El literal y el espiritual (su origen es religioso). De una interpretación presuntamente equivocada a la mala fe sin límite hay un buen trecho.

Dom, 2013-08-04 13:00

Ah no. Así muy bueno. Uno puede concluir lo que quiera de un escrito sin importar qué es lo que realmente está escrito.

Según eso, yo podría escribir que Corredor es un reclutador de las FARC porque aboga por un sistema de educación comunista, lo que evidentemente es una ridiculez. Y nadie podría decir que es mala fe porque esa es una "posible interpretación de su escrito".

No, uno no puede achacarle cosas al otro sin fundamento: eso es mala fe. Uno no puede justificar interpretaciones amañadas e infundadas de un escrito y luego decir que no es mala fe simplemente porque, en la imaginación de quien lo dice, "ese es un posible significado del escrito".

De nuevo, me encantaría que alguien aportara una línea de razonamiento que permitiera inferir que Hofstetter sugiere que los pobres son los culpables de su condición.

Dom, 2013-08-04 20:27

La hermenéutica simplemente contradice el literalismo. No afirma que todas las interpretaciones sean válidas sino niega que todas sean inválidas, por el solo hecho de no ser literales. Cuando se reclama "muéstreme la frase donde fulano dijo literalmente tal cosa, o de lo contrario su argumento es inválido", se está negando la hermenéutica.

Ahora, la negación de:
"Algunas interpretaciones son válidas" (Afirmación de la hermenéutica)
es:
"Ninguna interpretación es válida" (Reclamo de literalismo)
pero no es:
"Todas las interpretaciones son válidas" ("Ah no. Así muy bueno. Uno puede concluir lo que quiera de un escrito.")

Luego su razonamiento tiene una falla de lógica, de la cual no se puede desprender automáticamente una acusación de mala fe, solo una de mala lógica, que conduce irremediablemente a invalidar su argumento: "Si aceptáramos la hermenéutica, uno podría concluir lo que quisiera de un escrito; luego solo es válido el literalismo"

Lun, 2013-08-05 10:13

Su afirmación tiene una falla y es que está diciendo mentira. Por favor cite en dónde pido "muéstreme la frase donde fulano dijo literalmente tal cosa". Claro que entiendo que uno puede interpretar lo que se dice en un texto. Lo que uno no puede hacer es interpretar lo que le dé la gana sin remitirse a lo que está escrito.

En ninguna parte de la entrada de Hofstetter hay algo que permita inferir lo que dice Corredor (y ciertamente no lo dice literalmente).

Como usted lo dice, la interpretación de textos debe seguir algún tipo de criterio lógico. Uno no puede decir que la de Corredor es simplemente una interpretación de la entrada de Hofstetter y que por eso no puedo afirmar que su interpretación es malintencionada. De nuevo, muéstreme cómo (cuál es la línea de razonamiento mediante la cual) uno puede achacarle a Hofstetter la afirmación de que los pobres son los culpables de su condición.

Lun, 2013-08-05 11:32

Está bien, hilemos fino.

Creo que la frase de la discordia es:
Como si haber nacido pobre, o ser víctima, o estar quebrado, fuera el producto de una autocondescendencia elegida.

Que usted interpreta como:
Como si los pobres, víctimas y quebrados fueran culpables de su condición.

Que, en mi parecer, ninguno dijo; a menos que uno interprete "autocondescendencia elegida" como "destino elegido".

Mi mejor interpretación de la frase es:
Como si haber nacido pobre, o ser víctima, o estar quebrado, fuera el producto de querer serlo. (Para entonces aprovecharse de su situación y obtener regalos del estado.)

Y sigo sin ver la ostensible e ilimitada mala fe.

Y ya vamos en una cadena bastante larga de interpretaciones: Yo interpreto lo que usted interpreta acerca de la interpretación que Corredor hace de lo que Hofstetter dijo. Pero recordemos que el tema central de Corredor es algo sobre la endogamia, creo, en la educación, me parece. ¿Nos extraviamos?

Lun, 2013-08-05 16:13

Esa no fue la frase que resalté en otro comentario pero se refiere a lo mismo. Y usted en su "hilado" está hablando de mi interpretación del escrito de Corredor, no de la posibilidad de interpretar a Hofstetter como Corredor lo hizo. En ese sentido, lo que no he podido ver es algo que en la entrada de Hofstetter permita inferir que él sugería/afirmaba que lós pobres/víctimas eligieron su condición, que es la "acusación" de Corredor; y no se necesita interpretarla, es exactamente lo que escribió.

"Las víctimas no eligieron su destino (tampoco los pobres), ni lo hicieron en una conspiración para acceder a beneficios estatales. Esa es la historia ya gastada por los republicanos de la welfare mom, en su tarea de desacreditar los programas de ayuda social. Mi pregunta es cómo alguien pudo escribir eso sin sonrojarse [...].

De nuevo, ¿de dónde se puede inferir que Hofstetter "escribió" eso (o algo así)?

Lun, 2013-08-05 16:43

Entiendo. No le atiné a la frase de la discordia.

Las víctimas no eligieron su destino (tampoco los pobres),

Ni Hofstetter lo dijo, ni lo insinuó, ni se puede inferir de su escrito. Es una afirmación de Corredor, tal vez como preámbulo a la segunda parte de la frase, esta sí en abierta referencia al escrito de Hofstetter y que, en mi parecer, puede constituir la verdadera "acusación", si es que hay tal: (¿Por qué no lo dejamos en "queja"?)

ni lo hicieron en una conspiración para acceder a beneficios estatales

Ahora, no se necesita tener una "mala fe sin límites", ni siquiera un poquito de mala fe, para interpretar que Hofstetter asegura que el paso de pobres a pobrecitos tiene un propósito: esquilmar al estado mediante la protesta, en lo que pareciera una conspiración (" ... que han encontrado en la auto condescendencia vociferante una fuente infalible para que el Estado les abra la billetera del resto de colombianos"). Y corredor no está de acuerdo.

Dom, 2013-08-04 13:42

Mi pregunta después de toda está discusión sobre puntos secundarios es ¿Qué piensa usted del nivel de integración social de las escuelas en Colombia? Entre más pelee así, va a hacer la discusión más sobre la columna de M. H. y menos sobre los puntos que están detrás. Igual por si quiere seguir peleando Ad hominen ahí va está "..ha ido aumentando para desgracia nuestra el grupo de los pobrecitos. Hace carrera la noción de que somos un país de víctimas. Nos regodeamos contándolas, discutiendo las acepciones del sustantivo. Creemos cada vez más que merecemos una eterna condescendencia. " Básicamente, ser un pobrecito (o sea uno de los pocos afortunados que no llego a la clase media) está altamente relacionado con creer que merecemos una eterna condescendencia, e implica que "los pobrecitos" son autocondescendientes consigo mismos, y por lo tanto culpables de su condición.

Dom, 2013-08-04 15:11

Con respecto a su pregunta, ya lo dije muchas veces: la "endogamia de clase" (incluyendo la "endogamia académica") es lo que cualquier persona esperaría. No veo algo raro o novedoso en eso y, sobre todo, no veo algo nocivo. De nuevo, si no existieran los colegios y las universidades, los ricos seguirían relacionándose en su mayoría con otros ricos. La "endogamia educativa" es solo el reflejo de la tendencia normal a querer relacionarse con la gente que ha prosperado (ojalá mis amigos fueran empresarios ricos).

Le devuelvo la pregunta, ¿Cuál debe ser el "nivel adecuado" de "integración social" en las escuelas de Colombia?

Con respecto al argumento ad hominem, Hofstetter primero habla de los pobrecitos cacaoteros, cafeteros, EROS en general. Difícilmente uno podría pensar en ellos como víctimas y eso es a lo que se refiere. Luego dice que se convirtió en costumbre pensar en los ciudadanos como víctimas (explíqueme, por ejemplo, en qué setido un cafetero quebrado es una víctima).

Dom, 2013-08-04 15:12

La referencia a los EROS es en el penultimo párrafo (no al comienzo) y es una extensión de la teoría de las víctimas expuesta con anterioridad.
Si le parece normal lo de la endogamia ya entiendo su problema con la columna..." La "endogamia educativa" es solo el reflejo de la tendencia normal a querer relacionarse con la gente que ha prosperado". Ni le pregunto por qué no han prosperado los que no han prosperado

Dom, 2013-08-04 15:32

Bueno, me gustaría saber en qué países los ricos no se relacionan primordialmente entre ellos y en qué países los ricos no estudian en su mayoría con otros ricos.

No tengo idea de por qué no han prosperado los que no han prosperado. ¿Esa es una pregunta que usted formularía seriamente?

Eso sí, estoy seguro de que la "integración social educativa" no tiene nada que ver con que haya profesores universitarios que no crean que la manera en que los ciudadanos deban relacionarse con el Estado sea el de piqueteros pidiendo prebendas, que todos somos víctimas y que el Estado debe resolver problemas como la quiebra de un cafetero.

Dom, 2013-08-04 16:00

Si, yo formularía esa pregunta. Yo y una gran cantidad de investigadores como resume acá muy bien Heather Bullock, de la Universidad de California. Léalo, se lo recomiendo. http://www.npc.umich.edu/publications/workingpaper06/paper08/working_pap...

Dom, 2013-08-04 16:11

Bueno, nunca me imaginé que había gente tan osada como para preguntarse algo que, de entrada, no puede tener respuesta. Y de hecho, los que escriben lo que enlazó, no se preguntan el origen de la "no-prosperidad" sino el origen de las percepciones acerca de ella. Que es distinto.

Ya que me sugiere una lectura tangencialmente relacionada, yo le sugiero leer esta, para compensar. Ya estamos desviados de la entrada original, pero sin duda tiene relación.

Dom, 2013-08-04 15:12

¿En qué sentido un empresario quebrado es una víctima? ¿Los pobrecitos banqueros o comisionistas del bolsa que se quiebran también son víctimas?

Y finaliza con "Creemos cada vez más que merecemos una eterna condescendencia." ¿De dónde puede uno inferir que Hofstetter culpa a las víctimas? En toda la cita que a usted le molesta se refiere a las personas que "estudian" a y "abogan" por las víctimas. Ciertamente no creo que Hofstetter se considere víctima y, cuando dice "merecemos", él no se está asumiendo como uno de los pobrecitos.

Y en todo caso, sigue sin haber una conexión entre lo que citó y la acusación de "culpar a la víctima de su condición", que es lo que considero ofensivo de su entrada.

Lo de la endogamia es su explicación. No estoy de acuerdo con ella, me parece floja y facilista, pero eso es distinto a mentir con respecto a lo que otro dijo.

Dom, 2013-08-04 13:47

Además la mitad de las frases en esa columna, y en todas las columnas, salvo en un paper técnico son actos de habla indirectos (como los chistes de doble sentido) y por lo tanto siempre se pueden negar. El típico "vamos a un lugar más tranquilo" de las fiestas, en el que uno (todos) implicamos algo, pero en caso de que no resulte podemos decir que no pasó. El punto es que uno también tiene que tener cuidado con lo que implica así no lo diga directamente, y eso es lo que no pasó en la columna que él hizo sobre las victimas. Véase: APS Convention - Indirect Speech, Steven Pinker http://www.youtube.com/watch?v=EeE64gxYmjg

Páginas

Añadir nuevo comentario