Menú principal

Lunes Octubre 14, 2019

 

Varias mamás de jóvenes asesinados por el Ejéricto para cobrar recompensas exhibiéndolos como 'falsos positivos' han manifestado su frustración ante la renuencia de Santos a pedirles perdón. Pero Santos siempre ha dicho que él fue el que acabó con los falsos positivos.
 

“Alberto Lleras y Luis Carlos Galán deben estar diciendo desde su tumba: ¡Qué vergüenza de debates los que hace mi partido!”, le dijo Juan Manuel Santos, indignado, al senador Juan Manuel Galán durante un debate al que fue citado el Ministro de Defensa en la comisión segunda del Senado para hablar de unos falsos atentados terroristas producidos por militares.

Era octubre de 2006 y la revista Semana acababa de denunciar que los militares se inventaron por lo menos cinco atentados terroristas para ganar recompensas y méritos en vísperas de la segunda posesión presidencial de Álvaro Uribe y antes de que Santos se posesionara como Ministro.

Santos estuvo molesto durante todo el debate y según reportaron los medios en su momento, descalificó en repetidas oportunidades a Galán y a Cecilia López. Los acusó de “estar mal informados, de no preparar adecuadamente el debate, de hacerle el juego a los enemigos de la política de Seguridad Democrática, de arruinar la carrera de los dos oficiales implicados en el escándalo y hasta de promover “una pantomima con claras intenciones políticas”, según dijo Semana.

Los congresistas citantes querían que los dos uniformados  explicaran por qué sus nombres aparecían en las investigaciones de prensa sobre los ‘montajes’, junto al de la ex guerrillera Lidia Alape, alias ‘Jessica’. Pero Santos logró impedir que hablaran durante la sesión, que fue calificada por los medios como una victoria política del Ministro.

Galán y López pidieron a la Fiscalía acelerar su trabajo investigativo y se mostraron confiados en que el tiempo les daría la razón. El tiempo se los dio. Los dos oficiales fueron condenados como autores de los atentados en la Escuela Militar, que hicieron pasar como actos terroristas de las Farc.

“La postura inicial de Santos frente al tema de los falsos positivos fue de negación, de que solo se trataba de manzanas podridas, cuando era claro ya que había un patrón”, dijo el senador Juan Manuel Galán a La Silla Vacía.

Es cierto que cuando Santos llegó al Ministerio en junio de 2006, ya la Oficina de la Alta Comisionada para los Derechos Humanos había alertado sobre las ejecuciones extrajudiciales del Ejército en sus informes anuales del 2004 y del 2005, aunque no públicamente sobre la modalidad de reclutar a los jóvenes en un lugar y transportarlos al otro extremo del país para matarlos. Y sus delegados pusieron a Santos al corriente.

La Silla Vacía no pudo establecer si desde el día que Santos se posesionó como Ministro le dio prioridad al tema, o si como dice Galán y contradictores de Santos, lo hizo ‘tardíamente’ cuando ya era un escándalo mediático y su reputación estaba en juego.

Lo que sí es un hecho es que lejos de haber promovido los falsos positivos como se le acusa a Juan Manuel Santos en todos los foros de Internet, comenzando por el de La Silla Vacía, el candidato de la U tomó medidas importantes para ponerle fin a estos crímenes al interior del Ejército. Esa es la conclusión a la que llegó La Silla Vacía tras consultar personas tanto en el sector de los derechos humanos como en el Ministerio de Defensa que conocieron de primera mano lo que hizo Santos durante los casi tres años que estuvo a cargo de la cartera castrense.

 

Las medidas

“A partir del 2007, el gobierno ha tomado medidas importantes para parar y responder a estos homicidios”, dijo el Relator para las Ejecuciones Extrajudiciales de la ONU en su visita a Colombia en 2009.

Como ya lo contamos en el perfil del candidato, un año antes de que se destapara el escándalo de Soacha, Santos junto con el general Freddy Padilla de León, el Comandante de las Fuerzas Militares, y su viceministro Sergio Jaramillo, tomaron varias medidas para combatir los falsos positivos.

Primero cambiaron los indicadores de éxito de la Fuerza Pública. Mediante la directiva 300-28 de noviembre de 2007, comenzaron a premiar más las capturas y las desmovilizaciones que las muertes en combate. Y para otorgar la medalla gris o de orden público, que normalmente se entregaba a los militares que mostraban más bajas en combate del enemigo y menos propias, tuvieron en cuenta otros indicadores como la disminución de secuestros y de homicidios en la jurisdicción.

Santos sacó esta directiva a pesar de la oposición del general Mario Montoya, Comandante del Ejército. Según cuentan muchos soldados, Montoya los animaba en sus visitas a las brigadas diciéndoles que quería ver 'litros de sangre', algo que también denunció la periodista Salud Hernández.

El cambio de indicadores asumido por Santos puede no sonar gran cosa pero cuando Marta Lucía Ramírez intentó hacer lo mismo durante el primer período de Uribe, le costó el cargo. Sus sucesores, lejos de cambiar la evaluación de la tropa, reforzaron la lógica de premiar por 'bajas del enemigo' con medidas como la directiva 029, emitida por Camilo Ospina, que recompensa económicamente y con días libres las bajas. Santos fue el primero en lograrlo.

Pero aún después de que Santos asumiera esas medidas administrativas, las ejecuciones extrajudiciales, que venían en ascenso desde el 2002 y se habían disparado en el 2004, alcanzaron su pico durante su primer año como ministro. En 2006, se calcula que hubo 274 casos de falsos positivos y para 2007, se registraron 505 casos, según los datos más recientes de la Fiscalía. En 2008, bajaron a 156 casos. Y en 2009, siete.

“El número de quejas recibidas hasta octubre de 2008 han evidenciado que las políticas institucionales adoptadas por el Ministerio de Defensa y el alto mando militar para combatir esta práctica no había logrado incidir de manera significativa en la reducción de estas violaciones”, consignó la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas en su informe anual del 2008.

 

 

El caso de Soacha

Un mes antes, en septiembre de 2008, había estallado el escándalo de las víctimas de los falsos positivos en Soacha. Medicina Legal le reportó a la Oficina de Derechos Humanos de la Vicepresidencia que el sistema de identificación de desaparecidos había encontrado que de 11 personas desaparecidas en Soacha, nueve aparecieron muertas dos días después en Ocaña y dos en Cimitarra. El Fiscal de Ocaña dijo que eran muertos en combate. Lo mismo el de Cimitarra. Con esa información, Carlos Franco, el director de la Oficina, llamó al Ministro y esa misma noche, en una rueda de prensa, Santos destapó el escándalo que más ha golpeado la reputación de las Fuerzas Armadas.

El escándalo quizás era muy grande para taparlo, pero en todo caso, lejos de asumir la tradicional actitud de solidaridad de cuerpo, Santos conformó una comisión para investigar el tema.

Creó la figura de inspector delegado para cada brigada que no estaba en la línea de mando y también la de un asesor jurídico operacional para que el comandante de la brigada sepa qué tipo de acciones están acorde con el Derecho Internacional Humanitario.

También sacó una directiva obligando a que el levantamiento de cadáveres fuera realizado solo por fiscales. Es una medida que muchos militares han rechazado porque dicen que entorpece las operaciones militares pues tienen que quedarse cuidando a los guerrilleros muertos mientras llegan los fiscales, pero los expertos en derechos humanos consideran que es un control efectivo para evitar violaciones a las reglas de la guerra.

Santos impulsó la creación de una unidad especial de 20 fiscales para investigar los casos y ordenó a todas las brigadas que entregaran la información requerida tanto por el Coronel Suárez a cargo de la comisión investigadora como a la Oficina de Derechos Humanos de la ONU.

De esa comisión salieron 15 recomendaciones que el Ministerio puso en práctica, incluido un documento con nuevas reglas de enfrentamiento que si no se queda en el papel debería mejorar el récord de derechos humanos de las Fuerzas Militares.

Los resultados de esa investigación sirvieron de sustento para retirar a los 27 oficiales del Ejército, incluidos tres generales, que fueron despedidos de manera discrecional sin atribuirles específicamente estos delitos.

Esta medida – por la cual se granjeó la enemistad de una buena parte del estamento militar- la tomó Santos en contra de la voluntad del general Montoya, quien inmediatamente presentó su renuncia. Con su salida y el despido masivo de oficiales, Santos logró también debilitar la línea de sucesión de Montoya, y la más cercana a los afectos del Presidente Uribe. Aunque Uribe igual nombró al General Óscar González como Comandante del Ejército, que ha sido siempre un hombre de confianza de Montoya.

 

La justicia a paso de tortuga

La última medida de Santos fue nombrar a Luz Marina Gil como directora de la justicia penal militar. Gil, hija de un general, era quien coordinaba la defensa del Estado ante la Corte Interamericana de Derechos Humanos. Con 18 años en el Ministerio se convirtió en la primera mujer y la primera civil en asumir las riendas de la justicia penal militar.

El senador Juan Manuel Galán, quien ha asumido desde el Congreso la vocería de las víctimas de Soacha, le critica a Santos no haber apoyado de manera decidida las investigaciones por los falsos positivos ni haber tomado ninguna medida conducente a proteger efectivamente a los familiares de las víctimas. “Permitió que los abogados jugaran a la estrategia de vencimiento de términos, mientras que las víctimas recibían amenazas”, dice.

El informe preliminar del Relator de las Naciones Unidas para las Ejecuciones Extrajudiciales le da la razón a Galán en cuanto a la estrategia de dilación de los jueces militares, que llevó a que a principios de este año varios militares quedaran en libertad por vencimiento de términos (ver artículo): “En algunas zonas los jueces militares hacen caso omiso a los dictámenes de la Corte Constitucional y hacen todo lo que está en su poder para impedir la transferencia de casos claros de derechos humanos al sistema de justicia ordinaria”, dijo Philip Alston después de su visita a Colombia en junio de 2009. "Se demora u obstruye la transferencia de información, se arreglan los enfrentamientos de jurisdicción cada vez que se encuentra la oportunidad, y las tácticas de dilación son de uso común. Como resultado de todo esto hay demoras, que frecuentemente son de meses o años y ponen en peligro el valor de los testimonios y de las pruebas".

La ONU documentó el hostigamiento y hasta el asesinato de testigos de estos crímenes. En febrero del 2009, el hermano de uno de los muchachos de Soacha fue asesinado y, en Cali, en mayo, el familiar de una víctima sobrevivió a un atentado. “Y quienes se atreven a delatar desde adentro no se salvan. Así lo comprobó la ONU en el caso de un suboficial retirado del Ejército que había denunciado una ejecución", denunció la internacionalista Laura Gil en una columna de El Tiempo. Los familiares de algunas de las víctimas también han manifestado su frustración ante el hecho de que el ex Ministro no les haya dado personalmente explicaciones o presentado excusas como cabeza de la institución.

Sin embargo, gente que trabajó con el candidato de la U en el Ministerio y por lo menos dos defensores de derechos humanos con los que hablé dijeron que Santos le dio la orden a Gil de no provocar colisión de competencias y de transferir el mayor número de casos contra los militares por los falsos positivos a la justicia ordinaria.

La orden no fue acatada del todo pues entre 2008 y 2009, la Unidad de Derechos Humanos de la Fiscalía planteó 291 casos de conflicto de competencia de casos que la justicia penal militar no entregó voluntariamente.
Pero aún así durante su mandato pasaron más casos a la justicia ordinaria que desde que Santos dejó el puesto en mayo de 2009.

Por ejemplo, durante los primeros cuatro meses del 2009, se trasladaron voluntariamente 57 procesos. Pero una semana antes de que Santos dejara el cargo para lanzarse a la Presidencia, a Gil le tocó renunciar porque no contestó un derecho de petición y la sancionaron por ello, en lo que fue interpretado por muchos como una argucia para sacarla.

Su reemplazo, bajo el mando de Gabriel Silva, ministro puesto allí por recomendación de Santos, y quien llegó al Ministerio con la expresa orden de Uribe de defender a los militares de las 'falsas denuncias', inmediatamente comenzó a invocar la colisión de competencias para evitar que los casos salgan de la justicia penal militar. En los últimos cuatro meses del 2009, solo pasaron 17 casos a la justicia ordinaria. Y entre junio de 2009 y enero de 2010, se plantearon 317 conflictos de competencia.

 

La sombra

Visto desde los ciudadanos, es difícil comprender el contexto en el que se movió Santos como Ministro de Defensa para evaluar el mérito de lo que hizo. Con un Presidente presionando a las Fuerzas Militares por resultados traducibles a cifras de éxito; con un Comandante del Ejército más cercano al Presidente que al Ministro que estimulaba a su tropa invitándolos a producir 'litros de sangre'; con un diseño institucional de incentivos basado en producir bajas, aún en zonas donde la guerrilla ya había sido desterrada; en una institución, que como muchas otras, ha sido infiltrada por el narcotráfico a varios niveles; y en un ambiente en el que los críticos suelen verse como enemigos y a los que con mucha frecuencia se les trata como tal. En ese contexto, tuvo que moverse Santos. Y allí, donde sus dos antecesores se taparon la nariz o se hicieron los de la vista gorda, Santos enfrentó el problema.

Pero a pesar de los múltiples esfuerzos y de las 'pelas' que se dio Santos para cortar de raíz los falsos positivos dentro del Ejército, los crímenes cometidos por los militares durante su tiempo en el Ministerio son su talón de Aquiles en esta contienda. Así como sus grandes éxitos en seguridad durante el mismo período son su mejor carta de presentación como candidato, se le pide desde varios sectores y con frecuencia que asuma la responsabilidad política por los fracasos, y el de los falsos positivos es el peor de ellos.

 

 

 

Perfiles relacionados: 
Juan Manuel Santos Calderón
Comentarios - Cada usuario tiene la posibilidad de incluir solo tres comentarios
Dom, 2010-05-23 18:57

Me parece muy bueno este artículo, ya que nos da mas argumentos para votar por Mockus ¿Por qué?

Porque Santos aunque tomo medidas, no tuvo la entereza para renunciar o por lo menos de denunciar y luchar de frente contra este fenómeno perverso, no es excusa cuando empezaron, además ¿Quién es el culpable de que esto suceda? Los altos mandos militares y su comandante, porque así no se haya dado la orden directa (asumiendo que no dieron la orden), no se hizo nada, recordemos que su deber constitucional es evitar esto y proteger a TODOS LOS COLOMBIANOS, y el señor Santos dice que va a seguir lo que hizo Uribe.

Me parece muy apropiado que se diga la verdad, como es.

Buena LSV, Buena Juanita

Dom, 2010-05-23 18:52

Se pregunta Juana qué ofende del artículo. Ofende, que en la primera parte plantees tú conclusión: "lejos de promover los falsos positivos...lo que hizo fue tomar médidas importantes". Primer acusas a los foristas de señalar a Santos de promotor de falsos positivos. Me sorprende tu ligereza y el que hayas acudido a la viejar urdimbre argumentativa de Uribe. La fórmula es: x no es responsable de y porque nunca ordena Y. No, Juanita, olvidaste las clases de argumentación de los Andes, será que la responsabilidad política se esquiva a punta de copla paisa. Nadie acusa a Santos de ordenar los falsos positivos, mucho menos de promoverlos. Su responsabilidad es que sabía de ellos y prefirió no jugarse su puesto a través de médidas erradas con tal de no perder el ministerio. Me duele que sigas diciendo falso positivos, tuvo que venir la ONU a enseñarnos: ejeuciones extrajudiciales. No falsee el lenguaje. Santos fracaso, eran colombianos asesinados. No haga este flojo papel SILLA, que triste.

Dom, 2010-05-23 22:48

Margarita, la gente sí acusa a Santos de promover los falsos positivos. De pronto tú no, pero muchos sí. Entiendo lo que dices que él podría haber renunciado, pero no sé si eso hubiera detenido los crímenes o fue mejor que diera la pelea interna. A veces lo más fácil es indignarse y renunciar, a veces no. No sé. Y otro usuario dice que ejecuciones extrajudiciales no es acertado dado que en Colombia no existe (por lo menos oficialmente) la pena de muerte y por lo tanto no hay ejecuciones judiciales. Y frente a la responsabilidad política, yo creo que el artículo explica qué hizo y que no hizo Santos frente a los falsos positivos. Los ciudadanos decidirán este 30 si le cobran una responsabilidad política o no. Yo creo que es importante saber realmente qué hizo. Y para escribir este artículo hablé con personas incluso de la ONU y ellos compartían esta apreciación. No sé si tu verguenza con la Silla es justa en este caso.

Lun, 2010-05-24 03:25

Te acuso de usar el embeleco de falsos positivos, dices haber consultado a la ONU, pero veo que el sistemático informe no te hizo ningún efecto, ni siquiera cambiaste tu forma de referirte a estos homicidios, te pasas por alto la recomendación dolorosa que nos hace la ONU: sociedad colombiana no siga llamando a las cosas disfrazadamente, no falsos positivos, son ejecuciones extrajudiciales. Pero olimpicamente no entendemos las palabras de la diplomacia, nos están diciendo, no sean crueles, llamen a las cosas atroces por su nombre. Te escudas y no convences con el uso de "falso positivo". Claro que es válido saber que se hizó, pero es incoherente decir que se hizo mucho y mostrar como lo haces que nada funciono, que fue insuficiente y que se quedo en una pequña disputa. Oye Juana, que estaban matando gente, que las quejas eran impresionantes, gente pobre, mira la cara de la señora de la foto que públicas, como puedes evaluar el valor de la vida así.Cuando entenderemos el valor de lavida

Lun, 2010-05-24 03:18

Te escudas en generalizaciones, "la gente sí acusa a ..los foristas dicen", pero cuando te acusan con base en generalizaciones te molestas, por favor aplicate el mismo rasero- No confundas por favor: no esperamos la sanción el 30, lo que digo es que nunca asume sus responsabilidades. Tú consideras que hizo todo lo posible, pero en el ártículo solo describes tres hechos contra las ejecuciones y todas fallidas según el artículo. Cómo entender que si todo fallo no es responsable. Acaso a los Ministros les pagan para intentarlo. Que sociedad queremos construir cuando asumimos que un Ministro que no logra que se sigan cometiendo homicidios y que fracasa en sus médidas y que desvía su responsabilidad y la atención atacando a las víctimas, ahora es defendido por haberlo intentado al ponerse bravito con tres generales. Ese valor le das a la vida humana.Si no para homicidios no trae respnsabilidad que espera de que se caiga un puente o se roben un contrato. Nadie responde. que verguenza.

Lun, 2010-05-24 03:09

No crees que un Ministro de Defensa que salga publicamente a decir se hay serios indicios de asesinatos a sangre fría se vienen presentando y que dentro del Ejercito no se ha hecho lo suficiente para que no se sigan asesinando inocentes, hubiese generado tal escándanlo que muchos muertos se habrían evitado. Con todo respeto Juana, si no crees en el poder de la denuncia pública no sé que haces en el periodismo. Yo no dijo que se indigne y se vaya a tomar el té. Tengo la triste impresión que has perdido perspectiva. Un Ministro sabe que estan matando gente y no hace lo necesario y se queda en una pelea interna, por favor. Te invito a que leas las sentencias de la Corte IDH, y entenderas la responsabilidad que le cabe a Santos y al Estado colombiana por esta vieja práctica. Es escalofriante observar como tú defiendes que frente a homicidios un Ministro debe tomar tres decisiones y si no funcionan, se le debe valorar que lo intento.

Dom, 2010-05-23 21:47

"Nadie acusa a Santos de ordenar los falsos positivos, mucho menos de promoverlos. "

Al contrario, si somos francos...eso depende de la persona específica a la que se lea, ahí quedan todos los mensajes para los interesados y quienes quieran leer lo que se ha escrito van a encontrar suficientes textos que dicen o dan a entender eso mismo.

"Me duele que sigas diciendo falso positivos, tuvo que venir la ONU a enseñarnos: ejeuciones extrajudiciales"

Tiene razón, pero ese mismo término lo utiliza casi todo el mundo para referirse al tema, tanto fuera como dentro del país, y llama más la atención. En otras palabras, no es una falla individual sino una tendencia consolidada. Es decir, cuando inclusive los familiares de las víctimas usan el término, no vale la pena discutirlo como si fuera una manera de evadir la cuestión central.

Eso sí, el término como tal es lo de menos ante la gravedad de los crímenes.

Lun, 2010-05-24 03:30

AlvaroH, Yo considero como ciertos sociolinguistas que las palabras con las que construimos la realidad la determinan de alguna manera. Es cierto que la gente sige hablando de esa manera por eso me pregunto cual es el papel de un medio de comunicación repetir las atrocidades del lenguaje. En colombia decimos "desechable", "limpieza social", etc. En este caso la ONU nos hace un llamdo de atención como sociedad, que consiste en no disfracen la realidad, no permiten que el discurso oficial a través de un tecnicismo evite referirse al fondo del asunto. Es fácil para la SILLA decir que se busca la verdad pero omitir sin ruborizarse que el lenguaje determina y modela la verdad -AUSTIN, haciendo cosas con palabras- . Un saludo.

Dom, 2010-05-23 16:37

Jamás se podrá olvidar ni perdonar, que los "falsos positivos", son un crimen de estado

Dom, 2010-05-23 16:29

¡Amiguitos y amiguitas de LSV.com y otros medios!

El día de hoy vengo para hablarles de los trolls. Así que es mi gran placer dejarles estos dos links para que 1) los lean -par picaditas o chelitas al lado-, 2) lo digieran, 3) lo roten entre TODOS sus amigos y amigas que necesitan aprender un poco sobre qué significa campaña sucia y cómo frenarla, 4) aprendan como llevarlos con buenísima onda y sin dejarse apabullar por el bulto de comentarios y el preguntarse ¿pero, cómo hago para frenar a esta mala vibra?.

http://www.taringa.net/posts/offtopic/4112871/Que-es-un-Troll.html
y
http://www.angelfire.com/space/usenet/

¡Gracias por subir un poco más su nivel de cultura!

Dom, 2010-05-23 12:50

realmente estos escritos, con todo respeto,mediocres, ya que estas medidas fueron tomadas despues de descubiertos estos crimenes,recordemos que hubo un proyecto de ley el cual pretendia darle a estamento militar el estatus de policia juadicial lo que en pocas palabras, era dejar que los militares hicieran el levantamiento de cadaveres y asi no tener que dar explicaciones de, por elemplo, por que una persona siniestra aparece con un fusil en lla mano derecha? o por que los "guerrilleros" aparecian muertos con ropa debajo de los camuflados que no tenian un solo rastro de ser perforados por tiros de fusil?
Estos crimenes fueron descubiertos por casualidad de un periodista y no por la inteligencia del ministro.
que hubiese pasado si esto no hubiera salido al aire?
miren los raros procesos que se llevan en contra de estos soldados, muchos han sido liberados por vencimiento de terminos, que casualidad.

Dom, 2010-05-23 11:37

No, pues, lo que faltaba. Ahora, según Juana, le salimos a deber a Santos. Como diría un noticiero, qué tal ésto!!!!

Dom, 2010-05-23 15:53

No es que le salgamos a deber. Solo pretendo contar realmente qué fue lo que él hizo. ¿Qué exactamente del artículo te ofende?

Dom, 2010-05-23 10:28

Excelente artículo. Lástima que no lo leyeran las ordas mockusianas, esas que pululan en las redes sociales y en LA SILLA VACIA. Los denominados verdes no ha querido entender que el Señor Juan Manuel Santos Calderón, NO es el autor de los falsos Positivos, hechos deleznables que igualmente lamento y condeno, ni de forma material ni mucho menos como determinador de los falsos positivos, sino que la autoría de estos crímenes recae en oficiales y suboficiales de la Fuerza Pública, que son los que comandan directamente a sus pelotones, ya que hay que recordarle a los mockusianos que quien determinó el esquema de recompensas y descansos compensatorios fue el señor Camilo Ospina Bernal, mediocre tinterillo, quien fungió como Ministro de Defensa, para deshonra de nuestra patria y como "Embajador de Colombia" ante la OEA, en donde hizo un pesimo papel, como todo lo del señor Ospina Bernal y candidato a Fiscal, que por cierto estaba demorado en declinar su candidatura. Juanma Presidente.

Mié, 2010-05-26 11:05

Todo fue hecho mientras Santos era ministro de defensa, ahora, el mismo pregona de las garantias que le daban a los militares por cabeza guerrillera, el dice q le ordenaba al ejercito hacer cosas imposibles. Los militares al ver las garantías que no tenían siendo solo soldados desidieron hacerlo de otra manera, matando gente inocente y mostrandole cantidad" al ministerio de defensa. todo esto al margen de la ley y de la justicia social. pero que va a saber santos de eso.

Dom, 2010-05-23 19:27

Ministro por nombramiento del Sr. Uribe Velez, miembro de la terna a fiscal, terna creada por el Sr. Uribe Velez. Lo que ha ofrecido el sr. Santos una y otra vez es continuar con las politicas del Sr. Uribe Velez, es decir nombrar como usted lo dice mediocres tinterillos en cargos tan importantes como el Ministerio de Defensa o en la terna para fiscal y despues de que estos mediocres tinterillos nombrados por él perjudiquen a la sociedad, salir y decir que: que lo nombro de ministro pero que no sabia, que lo incluyo en la terna para fiscal pero que no sabía.

Dom, 2010-05-23 11:37

Pues claro que Santos no ordenó el asesinato de civiles, pero los falsos positivos de los últimos años ocurrieron por la nefasta política de "conteo de cuerpos" implementada por el gobierno. Lo peor es que Santos NO asumió la responsabilidad, lo más lógico es que hubiera renunciado por lo menos... Hoy en día los militares involucrados en esos crímenes están quedando libres, y las madres de los falsos positivos están siendo amenazadas y agredidas.

No podemos hacernos los locos frente al asesinato de más de 2000 jóvenes, no podemos premiar los abusos y la corrupción de este gobierno eligiendo a Santos...

Dom, 2010-05-23 13:05

lo mismo de simepre problemas de años atras se los achacan al mas reciente.....a todas estas
a uqe ivanm los pelos esos de soacha ?
a formar grupos paramilitares...
no.......que ejemplo de muchachos....que berraquera.....
ladrones, atracadores, drogadictos, delincuentes que quien sabe cuantos cadaveres tienen encima y hay que honrarlos....

Dom, 2010-05-23 13:48

Ignorante, cómo que atracadores y drogadictos? Si hasta hubo un falso positivo que era un joven con discapacidad mental !!!

Francamente, por gente tan idiotizada como ud. es que este país se ha ido a la mierda.

Dom, 2010-05-23 10:00

"Dejadlos, son guías ciegos; si un ciego guía a otro ciego, ambos caeran en la hoya." Mateo 15 : 14

Muy agradecido; considero el día que se afronte con responsabilidad la formación de un pensamiento crítico, Colombia podrá vencer los obstáculos que le impiden lograr JUSTICIA SOCIAL, DESARROLLO HUMANO SOSTENIBLE, RESPETO POR LOS DERECHOS HUMANOS.

Llamo la atención a los incautos que por unos cuantos pesos se prestan a hacer el trabajo sucio de las mafias, las mafias no perdonan, y una vez utilizados los matan.

Soy liberal de pensamiento, creyente por convicción y coherente con mi condición de librepensador, adhiero libre y autonomamente al pensamiento de desarrollo que pretende GUSTAVO PETRO.

La JUSTICA SOCIAL, bandera de Rafael Uribe Uribe, Jorge Eliecer Gaitan, Jaime Pardo Leal... hoy empuñada libre, soberana y dignamente por Gustavo Petro anhelo verla ondear a patir del 7 de agosto del 2010 e inciar un siglo d JUSTICIA SOCIAL.

¡ACORDEMOS EL FUTURO! ¡PETRO PRESIDENTE!

Dom, 2010-05-23 13:06

para hablar de futurio hay que ver el pasado y el presente.
los problemas de colombnia son de hacew mas de 50 añod ¿s por esos personajes que ud menciona

Dom, 2010-05-23 11:12

Bien por esa....y que sea el, el que traiga de una vez por todas la Corte penal internacional y que caigan todos los que tienen que caer... ya esta bueno este relajo de guerra que tienen en colombia que pareciera que ni la seguridad democratica quisiera acabarla, pareciera que tuviera beneficio propio... esto se tiene que acabar y necesitmos con urgencia una justicia imparcial, nesecitamos la CPI, para que le de nombre propio a las FARC de terroristas y sean buscados en cualquier parte del mundo, para que los PARAS paguen lo que tienen que pagar y si hay algun politico vinculado que le sea aplicado su castigo -que con seguridad los hay- no continuemos con lo mismo, nuestra justicia ya dio muestras de ademas de ser ciega es invalidad y preferencial... por favor no continuemos con este frente nacional

Dom, 2010-05-23 07:04

Antanas siempre podrá rectificar sus errores, pero ¿Santos podrá resucitar los suyos?

Dom, 2010-05-23 10:35

Le están diciendo que Juanma NO es autor material ni determinador en los llamados falsos positivos, pero quienes si deben responder son aquellos oficiales y suboficiales directamente implicados, lo mismo que el señor Ospina Bernal. Ahora, no creo que el profesor Mockus pueda rectificar sus errores, que fueron muchos y garrafales, como por ejemplo el de liquidar a los agentes azules de transito, dizque por corruptos, o el de guardar la plata de los impuestos de los bogotanos en los bancos, en medio de la peor crisis económica y financiera que atravesaba Colombia en ese tiempo, porque al Profesor le parecía mejor tener la platica en el banco "produciendo intereses" que administrarla en aquellas cosas que se necesitasen.

Dom, 2010-05-23 13:08

totalmente de acuerdo
bogota llena de huecos y mil problemas y la plata guardada..
ese es el futuro para colombia.
mientras da respuesta nos va a joder chavez y la guerrilla

Dom, 2010-05-23 09:33

Muy sabio tu comentario.

Dom, 2010-05-23 00:03

umm creo que Santo ha hecho frente a la situación de manera apropiada, o al menos esa es mi opinión!

Dom, 2010-05-23 10:38

En ello coincidimos perfectamente. Mas los mockusianos leyeran objetivamente este artículo de LA SILLA VACIA cambiarían su visón ciega de las cosas y por ende dicho sea de paso, su intención de voto, por eso Juanma sacará más de 9 millones de votos en la Primera Vuelta, dandole una monumental paliza a la mediática Ola Verde.

Páginas

Añadir nuevo comentario