Menú principal

Lunes Noviembre 30, 2020
Foto: Miguel José Torres
Hoy se inaugura el último periodo de este Congreso y estos serán los cinco retos que los congresistas elegidos hace tres años tendrán que afrontar antes de entregar el Capitolio.
 
¿Unidos hasta el final?
Hoy la coalición uribista enfrentará una prueba de fuego. Existe la sospecha de que los partidos pequeños y Cambio Radical desobedecerán los acuerdos que se firmaron entre la coalición uribista y el Gobierno en el 2006 y harán un complot para elegir miembros de sus colectividades: a Javier Cáceres como presidente del Senado y a Édgar Gómez en la Cámara. Si esto pasa es un mal augurio de los problemas que enfrentará Uribe para controlar a sus congresistas en época electoral, cuando la fiebre de puestos aumenta y cada uno empieza a tirar para su lado.
 
Primer plato, referendo. Segundo, ley de garantías
Hace dos semanas, en la reunión de Uribe y sus escuderos en Palacio, quedó claro que si 13 de agosto la conciliación del referendo no está lista y aprobada en las dos cámaras hay que dar por muerta la reelección. Por eso los congresistas le tienen que meter el acelerador a este tema en las primeras dos semanas de la legislatura.
 
Si los 86 congresistas que están en la mira de la Corte Suprema logran vencer sus miedos y votan, faltaría todavía el trámite de una Ley de Garantías. Constitucionalistas consultados por La Silla Vacía afirman que si se abre la posibilidad de una segunda reelección sería necesario que el legislativo impusiera nuevas reglas para el Presidente-candidato.
 
El “sí” a dos leyes antes de elecciones
A sólo siete meses de las elecciones una de las prioridades de los congresistas es reglamentar la reforma política. Dos leyes estatutarias deben ser aprobadas por la Cámara y el Senado con mensaje de urgencia: la que detalla las sanciones que recibirán los partidos que acepten parapolíticos en sus listas y la reglamentación del artículo de la reforma que establece que la financiación estatal de las campañas llegue por anticipado. Ahora está llegando sólo a través de la reposición de votos, lo que algunos creen incentiva a los candidatos con problemas de recursos a recibir financiación de ilegales.
 
Aprobar un presupuesto para flacos
Este Congreso tendrá que aprobar el primer presupuesto de la Nación redactado en época de vacas flacas en la era Uribe. Después de que el país venía creciendo a un 7,5 en el 2007 y bajó al 2,5 por ciento en el 2008, el Ministro de Hacienda decidió apretarse el cinturón y redactar un presupuesto para el 2010 enmarcado en la austeridad. Varias regiones sufrirán y salvo la plata para Familias en Acción, Vivienda e Infraestructura todos los demas rubros bajarán, por lo que el costo político de tramitar este presupuesto será alto para los congresistas.
 
Tres obsesiones de Uribe que no pueden quedar en el tintero: impuesto al patrimonio, prohibición de la dosis personal y reelección de alcaldes y gobernadores.
En los últimos meses, Uribe ha tenido tres proyectos metidos en la cabeza, que sin duda le gustaría sacar antes de irse de la Casa de Nariño, si las predicciones de hundimiento del referendo se cumplen. Quiere prohibir el porte y consumo de la dosis mínima de estupefacientes, bajo el argumento de que este sería un paso importante en la lucha contra el narcotráfico. Además están el impuesto de patrimonio, su nuevo caballito de batalla, que se incluirá en una nueva reforma tributaria, y la reelección de alcaldes y gobernadores que siempre le ha sonado para sumar jefes de debates uribistas en las regiones.
 
 
 
 
 

 

Perfiles relacionados: 
Javier Enrique Cáceres Leal
Édgar Gómez Román
Álvaro Uribe Vélez
Comentarios - Cada usuario tiene la posibilidad de incluir solo tres comentarios
Lun, 2009-07-20 21:28

Ya se incumplió lo primero porque quedaron nuevos presidente en Cámara y Senado. Sin embargo, no creo que esto frene más de lo que está el referendo, debido a que ambos son congresistas que han justificado el apoyo a la re-reelección.

De otro lado, no creo que, en caso de pasar el proyecto del referendo, se comprometan a desarrollar un "Ley de Garantías", varios de los "Furibistas" dirán sin miedo que Uribe es un político demasiado pulcro y ético y por esta razón no es necesario que haya ley de garantías porque él mantendría todas las condiciones para lograr unas elecciones transparentes y equitativas.

¿Y lograr penalizar la dosis mínima, ahora con distintos nombres para lo mismo? Pues es algo que se ve más complicado.

Lun, 2009-07-20 19:04

Con el congreso de vacaciones, a los medios de comunicación les fue como mal: se quedaron sin temas. Como si en colombia, de lo único que hay que hablar es de política.

Añadir nuevo comentario