Menú principal

Martes Septiembre 17, 2019

Hoy las Farc anunciaron que a partir del 20 de julio decretarán un cese unilateral de fuego con lo cual el proceso de paz gana oxígeno para poder entrar a discutir los temas que siguen atrancando toda la negociación. Estos son los más espinosos:

Farc

El destrabe

Gobierno

La narrativa del conflicto

La guerrilla cree que ellos son el Ejército del Pueblo, que se rebeló para defender a “las pobrerías” de la opresión de un régimen injusto y criminal. En esa medida, no está dispuestas a pasar a la historia como la única, y ni siquiera la más, responsable de la violencia del país. Después del genocidio de la UP, creen que no han existido garantías reales para hacer política sin armas y creen que las reclamaciones sociales que desde su punto de vista han justificado su lucha deben ser reflejadas en el Acuerdo Final. Como la agenda de la negociación es limitada, de ahí su insistencia en una Asamblea Constituyente.

Este es uno de los puntos más intangibles de la negociación, pero la atraviesa toda y está en la raíz de la trabazón. Para destrabarla, las partes han comenzado a desmontar la idea que tienen de sí mismos. Con la Comisión Histórica de Esclarecimiento del Conflicto quedaron los insumos para que el Establecimiento entienda y acepte que la violencia no comenzó ni se agota con las Farc, que era un punto clave para la guerrilla. Con la aceptación de la Comisión de la Verdad y el Acuerdo de principios sobre las Víctimas, las Farc reconocieron que también han sido victimarios.

La diferencia entre narrativas es uno de los grandes obstáculos para encontrarle solución al tema de la justicia. Por eso el acuerdo que resulte en este punto no puede partir de la humillación de las Farc pero tampoco de la de sus víctimas.

En la narrativa del Establecimiento, después de la Constitución del 91 la lucha armada no se justifica y un ejemplo de eso sería la llegada de ex guerrilleros como Antonio Navarro y Gustavo Petro a puestos de poder. Creen que en Colombia hay una democracia, que la guerrilla sí es la mayor responsible de la violencia, que el mundo ha evolucionado y que cualquier solución negociada tiene que adaptarse a los estándares internacionales.

Cese bilateral

Las Farc anunciaron que decretarán a partir del 20 de julio un cese unilateral de fuego para “generar condiciones favorables para avanzar con la contraparte en la concreción del cese al fuego bilateral y definitivo”. Para las Farc un cese bilateral no debería implicar concentrarse en lugares específicos.

Tampoco es claro que contemplen suspender las hostilidades de sus milicianos frente a la población civil porque a ellos no los consideran oficialmente parte de sus fuerza, ni si suspenderán su creciente participación en la movilización social y en la conformación de organizaciones civiles en sus áreas de influencia. Lo otro es que las Farc quieren que el cese bilateral no esté condicionado a que ellos acepten responsabilidad penal.

La discusión del cese bilateral es complicada y se puede chupar toda la negociación. Por eso el gobierno inicialmente la había dejado para el final, cuando todos los temas sustanciales ya estuvieran resueltos. Para lograr el destrabe en este punto, la Comisión para el Cese Bilateral está trabajando de manera permanente con miembros de ambos lados y seguramente se llegue a una fórmula de concentración pero en muchos lugares y que –como lo propuso Álvaro Uribe- sirva para descontar el tiempo de la pena. Pero antes tendría que haberse resuelto el tema de justicia.

Según dijo Humberto de La Calle, el gobierno no está de acuerdo con un cese bilateral estilo “estatua” en el que el Ejército y las Farc se quedan quietos en sus lugares. Lo ve imposible porque las Farc no son el único grupo ilegal en el territorio (están el Eln y las bandas criminales) y por eso los militares tienen que seguir operando. Por eso para el gobierno es imprescindible que la guerrilla se concentre y que haya verificación internacional. Además, exige que suspenda todas las hostilidades incluyendo la extorsión y el narcotráfico. Por último, el gobierno ha dicho que solo aceptará el cese bilateral cuando la guerrilla haya aceptado asumir responsabilidad penal por sus crímenes.

La estrategia en la mesa

La guerrilla cree que la presión mediante hechos de fuerza le da réditos en la mesa.

La declaración de un nuevo cese unilateral por parte de la guerrilla era fundamental para crear las condiciones para que pueda haber negociación pero como es por un mes y está condicionado a que se avance en el cese bilateral, la amenaza de que vuelva a actuar seguirá latente.

La otra estrategia de las Farc es avivar la movilización social en sus zonas de influencia. No es casualidad que en la cumbre cocalera realizada este fin de semana, como contó La Silla, se haya discutido la posibilidad de una gran movilización de los cocaleros en agosto. Para el Gobierno esta estrategia plantea serios retos políticos, sobre todo en vísperas de elecciones, porque la mayoría de las organizaciones que marchan tienen legítimas reivindicaciones y son legales.

El gobierno cree que en la medida en que la guerrilla haga terrorismo o intensifique las acciones militares le cierra el margen político para negociar en la mesa.

La naturaleza de la negociación

Las Farc esta negociación como simétrica, entre partes iguales que no fueron capaces de derrotarse en el terreno militar. Esto tiene varias consecuencias prácticas en la mesa: sienten que tienen derecho a participar en las soluciones del país y por eso, entre otras cosas, aspiran a la Constituyente donde la agenda no está acotada como en la mesa de La Habana. Dicen que no están dispuestas a aceptar una fórmula de justicia transicional que no se aplique igual a los “máximos responsables” del Establecimiento. No están dispuestos a someterse a la institucionalidad ni a las leyes del Estado por lo cual, entre otras cosas, rechazan el Marco para la Paz.

Después de lo que sucedió con la ruptura del cese unilateral, las partes volvieron a medir su correlación de fuerzas y a juzgar por las recientes decisiones parece claro para ambas que, más allá de si la guerrilla estratégicamente no tiene futuro de tomarse el poder por las armas, el Estado tampoco tiene forma de prevenir ataques terroristas que dejen sin agua y sin luz a partes de la población.

El Gobierno considera, como lo dijo De la Calle, que el Estado ganó la guerra estratégica y que “lo que queda es una resaca táctica que puede durar mucho tiempo y ser muy dolorosa”. Dada esa percepción de la correlación de fuerzas, considera que es una negociación entre partes que llegan a acuerdos por consenso y no por imposición, pero que no tienen la misma legitimidad. De ahí su insistencia en una agenda acotada, en la validez del Marco para la Paz y en que las Farc tienen que dejar las armas como parte del acuerdo final.

La justicia

En la lógica de las Farc, ellos nacieron porque ejercen el derecho a la rebelión y cualquier violación al derecho internacional humanitario debería ser tratado como un delito conexo al delito político de rebelión, y por lo tanto amnistiado. Rechazan ser juzgados por la ley del Estado que combatieron y que consideran corrupto y proponen que de la mesa de negociación en La Habana salga “un nuevo derecho” que, atendiendo a las especificidades del conflicto colombiano, encuentre “nuevos equilibrios entre paz, justicia y reparación, anteponiendo las necesarias garantías para una paz estable, duradera y con justicia social y la no repetición y fin de la impunidad a cualquier otra consideración.” Proponen elevar la paz a la categoría de “derecho síntesis”.

Aunque el Gobierno inicialmente había hablado de la necesidad de que los máximos responables pagaran con privación de la libertad, la tesis del Fiscal Eduardo Montealegre, que detalló en el reciente debate Sí o No, el poder de los argumentos, realizado entre la Universidad Javeriana y La Silla, ha ido ganando espacio. Así demostró la entrevista de De La Calle cuando dijo que si bien habrá una investigación y una condena para los máximos responsables, la pena “podría reducirse a una pena alternativa que se pague en condiciones de dignidad, sin rejas ni piyamas rayadas.”

Con lo anterior se eludiría la resistencia a firmar e irse a la cárcel. Pero se mantendría la idea de la condena, a lo que las Farc –por su narrativa y por la idea de la simetría- se oponen.

Sin embargo, los asesores de la mesa de lado y lado están buscando fórmulas como que en la mesa de negociación se cree un tribunal especial de justicia transicional que podría tener algunos miembros internacionales, para que así sea una institución acordada entre ellos la que juzgue a los máximos responsables.

La selección de los máximos responsables de los paramilitares que fueron juzgados por Justicia y Paz fue hecha por el Gobierno con criterios políticos. Esto mismo se podría aplicar a las Farc y que ellos tengan una voz en esa decisión. Algunos han propuesto, incluso, que la condena sea presentada y asumida como “un acto revolucionario” para resarcir a sus víctimas mas que como un sometimiento penal al Estado.

Para el gobierno, los máximos responsables de los crímenes atroces deben ser investigados y condenados para que el Acuerdo Final con las Farc sea sostenible en el tiempo. De lo contrario, creen los negociadores, el proceso carecerá de todo blindaje político y jurídico porque cualquier juez local, regional o internacional podrá en el futuro capturarlos y echar por la borda los acuerdos logrados. Para el gobierno, cumplir con los estándares internacionales del Tratado de Roma es esencial.

Las armas

Las Farc aceptaron que la negociación debe conducir al fin del conflicto armado y a la dejación de las armas. Pero vendrá una discusión fuerte sobre el momento y la manera de hacerlo. La apuesta de las Farc es que las armas se volverán innecesarias en la medida en que se implementen los acuerdos o ellos las irán dejando paralelamente a su implementación. Entregarlas al Estado como en procesos anteriores no es una opción.

A pesar de que una regla de la negociación ha sido que nada está acordado hasta que todo esté acordado, ya iniciaron un piloto de desminado conjunto. El fin de semana las Farc propusieron comenzar a implementar los acuerdos sobre cultivos ilícitos. De aceptarse esta posibilidad y como, según el dirigente de la Cumbre Agraria Cesar Jerez, Santos se comprometió con los cocaleros a hacerlo, la implementación de los acuerdos podría arrancar antes de que dejen las armas mientras estén concentrados en un cese bilateral verificado. Asi se lograria que tengan confianza en que se van a cumplir y dejen las armas antes de la firma final.

Para el Gobierno, no hay firma del Acuerdo Final sin la dejación previa de las armas.

Perfiles relacionados: 
Juan Manuel Santos Calderón
Humberto De La Calle
Alias Timochenko
Comentarios - Cada usuario tiene la posibilidad de incluir solo tres comentarios
Jue, 2015-07-09 20:26

Buen artículo. Pone sobre la mesa y desmenuza cada uno de los aspectos fundamentales de lo que sucede en La Habana. La lectura nos deja más pesimistas que optimistas. Aunque la posición de las FARC no nos causa extrañeza pues la han repetido una y otra vez y pese a que el gobierno se muestra ductil ellos, en cambio, son rígidos, anacrónicos, orgullosos y pendencieros. No es que no tengan ideas, es que son inflexibles y no tienen una voluntad real de negociar. Lo mismo sucedió con el IRA pero la presión del pueblo los obligó a ceder no sin que amenazaran, inclusive, con romper los acuerdos. Así que más que cese bilateral de hostilidades, un cuento que nos quieren hacer creer que ayudaría a un final feliz, necesitamos pronunciarnos y exigirles seriedad y un basta ya a tanta palabrería. Requieren del cese pues necesitan dinero y eso solo lo consiguen con el narcotráfico. es para esto que necesitan que no los persigan.

Vie, 2015-07-10 13:22

Gerar, yo casi no sé leer, ni escribir y tengo dificultades con el entendimiento, me podría ubicar un poco con el término dúctil, lo usa para un metal o para una persona?. Me adhiero a su opinión de que el gobierno es dúctil, si es, usado para un metal, porque, pienso que es como el oro que puede quedar convertido en algo muy valioso que estamos esperando todos los colombianos que es terminar una guerra absurda. El articulo es regular, porque no le despeja las dudas a algunos gatos que siguen diciendo que humberto les propone a las farc, indultos y beneficios, eso no es idea de beto, para llegar a eso existe una hoja de ruta que lasilla suficientemente la ha publicado y en este articulo lo repite en algunos apartes, los gatos lo saben pero la orden del patrón es repetir una mentira hasta que parezca verdad. Las farc y el bobierno uribe son igualitos en lo rígidos, anacrónicos, orgullosos, pendencieros, inlexibles, pero con deseos de dialogo. Lea al gatito tiene esas caracteristicas

Vie, 2015-07-10 01:41

Disundi. Los gaturibistas cayeron en la trampa de las farc, los pusieron a decir desde hace tres años que los dialogos de paz eran para entregarles el pais a las farc y otra cantidad de mentiras que se han ido cayendo poco a poco. Esa estrategia es la que llaman los muchachos de hoy, la sicología inversa, eso tiene un costo más que político, es de opinion, la cual se puede voltear en cualquier momento, algo parecido a lo que le sucedio a mockus. Santos es jugador de pocker, téngalo encuenta, uribe y Santos tienen sus pecados compartidos y undirse el uno se unde el otro. Menos mal nosotros no somos fans de Santos y no se nos daría tan duro como a los fans de uribe cuando ambos se zapeen. Las trabas de este proceso las pone uribe, mandandole el mensaje a Santos que él no se cae solo, por eso es que lo que analiza la silla parece que requiere de un tramite largo y costoso, eso ya está hablado, lastima que los muertos desde hace tres años hayan hecho parte de este macabro juego.

Jue, 2015-07-09 18:40

En resumen, leyendo las posiciones de las partes es evidente que no hay negociación, que FAR no aceptan nada distinto a Perdón y Olvido, pero sin pedir perdón y sin quedar en el olvido, quieren salir victoriosos, gloriosos y gozosos y dejarle los dolorosos al estado (todos nosotros) que tendremos que pagar con impuestos la reparación por los actos violentos de los "héroes que defienden al pueblo".
La contraparte asume la posición de lo que desde hace rato dijo Uribe, pero sin querer darle crédito, entonces lo que dijo Marta Lucia en consenso con Uribe... Pero es tarde para un cese Bilateral, ya esta mas que demostrado que Far utiliza el tiempo de cese para fortalecerse militar y económicamente y hoy aparecen dos perlas en el escrito... los cocaleros son un brazo político que utilizara FAR y los milicianos en las ciudades no son reconocidos por FAR al peor estilo del espionaje, si los atrapan no los conocemos... un brazo militar y de inteligencia que no calculó la mesa de negociación.

Jue, 2015-07-09 11:48

"Rechazan ser juzgados por la ley del Estado que combatieron y que consideran corrupto" Si lo anterior fuera cierto se le podría pedir el favor a la CPI para que los Juzgue o en su defecto podrían ser extraditados a Estados Unidos y problema resuelto.

Ese es solo un argumento ramplon con el que pretenden salir impunes de los miles de delitos cometidos en los últimos cincuenta años.

Cabe anotar que así, como las personas de las FARC deben pagar por sus delitos, también lo deben hacer los militares que se les haya comprobado participación en falsos positivos y en masacres

Mié, 2015-07-08 20:43

Propongo que en lugar de erradicar los cultivos de coca manualmente, se utilicen chivos (que acaban con todo) se pueden entrenar como a los perros antidrogas sin exponer al a los pobres soldaditos Policias o personal civil.
Ademas de emplear a estos animalitos para que se coman las hojas de coca es un sustituto para que los campesinos se beneficien de este programa y se pueda lograr la paz al quitarle a la guerrilla su fuente de financiacion

Mié, 2015-07-08 22:53

Gatito, almenos yo soy sincero y digo lo que soy, usted metido en su closet de homofobico solo dice lo que su princeso uribe le dice que repita y se mueve por su titiritero. Uribe durante su gobierno paramilitar humilló y amenazó a la prensa dciendoles que cada ves que hablaban de las farc le hacian apologias al terrorismo y por ello se convertian en terroristas auxiliadores de la guerrilla y que la culebra se tenía que matar por la cabeza y no permitía ni una como en favor de las farc, como usted no desaprovecha la ocasión para fanfarronear, chicaniando que estaba fuera del pais, por eso no se dio cuenta y tal como a samper todo sucedio a sus espaldas. Juanita es más fuerte que yo ella siendo periodista lo superó yo sin serlo no, soy un machista traumatizado, como usted es predecible la proxima ves me llamará machista traumatizado o algo parecido pero más feo. Yo soy coherente con lo de la culebra por eso no permito ni una coma a favor de su amito paramilitar por allí se va pegando

Mié, 2015-07-08 17:32

1. Revisar donde dice "Las Farc esta negociación como simétrica", "para resarcir a sus víctimas mas que como un sometimiento penal al Estado", "Cesar Jerez" y definir si Gobierno va con mayúscula o no (tal vez algunas estén mal escritas).
2. Técnicamente, son infracciones, no violaciones al DIH.
3. No me parece que ni de lejos, ni de cerca, Juanita le esté echando ningún cepillo a Uribe. Lo menciona una vez a lo mucho. Irónicamente, fue una propuesta sensata que ayudaría a destrabar un poco las negociaciones.
4. Nunca comento, pero siempre los leo.
5. Valdría la pena una nota sobre la captura de los presuntos elenos.
6. No sé si otro punto neurálgico sea el del paramilitarismo, pues mientras las FARC exigen que se desmonte para que no los maten si se desmovilizan, el Gobierno niega oficialmente que exista ese fenómeno.

Mié, 2015-07-08 17:02

Como siempre Juanita dandole cepillo al magnanimo uribe, diciendo que tal como lo propuso uribe esto terminará en sitios de concentración y que sirva para rebaja de penas, cualquier decisión que se toma en el proceso es contraria a lo que propone uribe, entiendalo Juanita, en la habana se está tratando de hacer un proceso de paz donde la mancha uribe no esté y uribe como todo lo sabe, mueve sus alfiles para que cualquier movimiento que se realice en la habana su gente lo difunda diciendo que el propuso eso y luego resulte que es gracias a el que la paz se consiguio, Juanita no le sobe tanto la chaqueta a este señor que eso se ve feo y se le nota de lejos, lo que propone uribe ya lo han propusto otros, otras veces con otras palabras

Mié, 2015-07-08 23:09

Diego, nota q gato es un verdadero adaptado oportunista, x ahora deja descansar la población LGBTI xq ya era muy evidente su confesión a cuentagotas, ahora reconoce q Juanita no lame a Furibe, pero igualmente él si utiliza el lambetazo estrella, en defensa d la mujer .... mañana desde cualquier lugar del mundo; engañar tontos no tiene ciencia, pero engañarse a uno mismo si d verdad raya en la locura total.

X allá Robin Hood me dio un link q describe muy bien este tipo d personas q hacen parte dl mismo equipo Furibista, JOG Y gato son patéticos.

Ahora quién teme a Furibe?, ... claro q santos le teme + q a la misma CPI, x eso es q no avanza en el Bilateral, en ultimas no es Juanita, es Santos quien sigue actúando conforme a las emociones dl Sr. y uno se pregunta, es respeto, admiración o comprensión?, naaaaaa es TEMOR literalmente. La esperanza q ya alineados FARC, gbno, países garantes, iglesia con Bergoglio a bordo y comunidad internacional, Santos xfin SEA PRESIDENTE.

Mié, 2015-07-08 16:22

La declaratoria de un nuevo Cese al Fuego unilateral por parte de las FARC es un componente más de la dinámica inherente a las contradicciones entre el gobierno y esta guerrilla, tanto en la mesa de negociaciones como en los distintos escenarios en que se desarrolla la confrontación bélica. El análisis se torna más interesante si priorizamos la dinámica antes que el señalamiento de los factores estructurales.
La presión de los hechos de guerra con absurdos a bordo, vueltos realidad desastrosa en Tumaco y en el Putumayo obligó a las FARC a tomar esta nueva decisión. Ahí está la prueba certera de este grupo no tener en cuenta a la población civil cuando ejecuta sus acciones. Esa población civil que el gobierno demagógicamente defiende, así como lo hace con el medio ambiente está abandonada por el Estado y se ha comprobado por los excesos y el irrespeto, también del Ejército y la Policía, que ella ha sido víctima de la violencia de la guerrilla y de las Fuerzas Armadas institucionales.

Mié, 2015-07-08 16:18

Leí y busco al autor y obviamente es Juanita quien se lleva los honores una vez + en este tema.

1-El estado miente y se hace d vista gorda, hoy x hoy el > generador d violencia se llama CORRUPCIÓN ESTATAL.

2-No veo a la guerrilla como carne d cañón aceptando los sitios sugeridos, menos conociendo el país mejor q el mismo estado. A espensas q este unilateral sea respetado por los personajes grises; si esto se da el BILATERAL ya tiene discurso d anuncio.

3-La estrategia d la mesa es netamente POLÍTICA.

4-La soberbia d parte dl estado asintiendo q no son iguales, no es + q vergüenza d reconocer q NO SE PUDO. Aún hoy la capacidad d daño es IMPOSBLE D ATAJAR.

5-La JUSITICIA el verdadero coco d la negociación. A Santis le tocará buscar el punto d equilibrio, d lo contrario hasta él mismo tendria q buscar su piyama rayada a la medida.

6-La entrega d armas viene implicita con la firma en la medida dl cumplimiento d lo acordado sea tangible.

Uff.!!.. se acerca el final..!

Añadir nuevo comentario