Menú principal

Jueves Mayo 06, 2021
En una negociación de paz fundamentada en la confianza, la destitución de Petro por parte del Procurador puede minar los mínimos ya logrados. Foto: Associated Press

Tal como lo anticiparon muchos cuando el Procurador Alejandro Ordóñez le formuló pliego de cargos a Gustavo Petro hace unos meses, su destitución enviaría un mensaje nefasto a La Habana. El mensaje fue recibido.

“Por encima de los desencuentros ideológicos y políticos que podamos tener con el señor Petro, no podemos permanecer impasibles ante tan desmedida muestra de soberbia oligárquica”, dijo el Secretariado de las Farc en un comunicado conocido ayer. “Siempre hemos expuesto que son precisamente la intolerancia, la ausencia de garantías para el ejercicio de la oposición política y la violencia recurrente del Estado, las causas de la larga confrontación armada que se libra en nuestro país. El fallo del señor Procurador simplemente lo confirma.”

El mayor escollo que tiene una negociación de paz con las Farc es la desconfianza. Es una desconfianza mutua, que no ha hecho sino reforzarse negociación fallida tras negociación.

Durante el gobierno de Andrés Pastrana esa desconfianza –alimentada por el bombardeo a Casa Verde y el genocidio de la Unión Patriótica, entre otros episodios- nunca se pudo superar.

Visto en retrospectiva, la negociación de el Caguán fue siempre el plan B de ambos lados. El plan A fue ganar tiempo para prepararse para lo que ambos creyeron sería la arremetida final.

Las Farc abusaron de la zona de despeje para reentrenar a sus filas, para reclutar a miles de jóvenes, para reestablecer contactos internacionales y comprar armas. El gobierno, por su parte, terminó de fortalecer el Ejército con la plata del Plan Colombia y de adelantar una estrategia diplomática para aislarlos internacionalmente y lograr que los declararan una organización terrorista, aprovechando la coyuntura post once de septiembre.

Viniendo de allí, el gran logro de este nuevo proceso de paz en La Habana es haber construido unos mínimos de confianza.

El que el gobierno hubiera podido adelantar negociaciones secretas y preliminares con las Farc durante más de dos años para definir un Acuerdo Marco de Negociación que dijera explícitamente que el objetivo sería la terminación del conflicto y la dejación de las armas, y que durante todo este año ninguna de las dos partes hubiera violado el acuerdo de confidencialidad salvo con una pequeña excepción de lado y lado, son muestras de que hay una incipiente fe en la buena voluntad del otro lado.

De hecho, toda la negociación está montada sobre un acto de confianza. Está estructurada en tres fases: en la primera se construyó el Acuerdo Marco de la Negociación; en la segunda, que es en la que estamos, se negocian las condiciones para ponerle fin al conflicto; y en la tercera, se dejan las armas y paralelamente se hacen las reformas acordadas en la fase dos. Ambas partes, entonces, confían en que después de meses o años de arduo trabajo el otro cumplirá con su parte. No hay ganancias incrementales.

Cuando Hugo Chávez estaba vivo las Farc más que confiar en la buena fe del gobierno confiaban en la capacidad del presidente venezolano de usar su poder frente a Colombia para hacer valer el eventual acuerdo. Tras su muerte, el acto de fe en que no le harán conejo es mayor.

Desde otra perspectiva, toda la lógica de esta negociación también apunta a crear confianza en las Farc de que sin las armas podrán llegar al poder más rápido que con ellas. Dicho de otra manera, el objetivo de la negociación es crear las condiciones para que un partido chavista liderado por ellos pueda gobernar a Colombia en unos años si así lo escogen los colombianos.

El acuerdo sobre el primer punto, el de desarrollo agrario, busca cerrar el círculo vicioso de la exclusión del campo, que hace que para cientos de jóvenes campesinos irse a la guerrilla sea una decisión inteligente. Pero lo acordado allí también permitirá que las Farc capitalicen políticamente el desarrollo que se dé en el campo ya que dado el enfoque territorial del Acuerdo los desmovilizados jugarán un rol preponderante liderando esta transformación en el terreno. Transformación que podrán cobrar en votos.

El acuerdo sobre el punto número dos de participación política busca garantizar que se pueda hacer oposición política en Colombia. También fortalece las organizaciones sociales de base en las zonas donde las Farc han tenido influencia y les da una importante representación política a través de las circunscripciones especiales de paz. Desde el punto de vista electoral, las reformas acordadas allí le dan confianza a las Farc no solo de que podrán hacer política sin que los maten sino porque crea las condiciones para que políticos afines a ellos puedan sacar suficientes votos para tener una representación significativa en el Congreso.

Precisamente porque el corazón de la negociación en La Habana es crear las condiciones para que las Farc se tengan la suficiente confianza en su habilidad de llegar al poder a través de la política y no de las armas, la destitución de Petro es un golpe a la mesa. Un golpe, además, propinado por un opositor férreo del proceso como es el Procurador Ordóñez.

Sobre todo, porque las Farc suelen ver al Establecimiento como un ente monolítico y, a juzgar por su comunicado, este caso no es la excepción.

“La arremetida contra el alcalde de Bogotá es la misma que los poderes hegemónicos mundiales dirigen desde hace catorce años contra la Revolución Bolivariana de Venezuela. Y se funda en la misma causa, la prohibición a los pueblos de adoptar sus propias decisiones. Las mal llamadas democracias que pregonan los poderes internacionales del capital, consisten en que los ciudadanos voten por las personas y las políticas correctas, las dispuestas por ellos. En caso contrario, sufrirán graves consecuencias y se les señalará además como los únicos culpables”, dice otro aparte de la carta.

Petro, por su parte, se ha encargado de reforzar esta percepción. Su discurso oficial en la Plaza de Bolívar el día que fue destituido no mencionó ni una sola vez los proyectos de ciudad que quedarían inconclusos. No hizo alusión a los humedales que quería proteger ni al tranvía que había prometido y sigue en estudios ni su exitosa política de desarme que podrían reversar. Optó por enmarcar su destitución como una lucha de “ellos” (es de suponer que se refería a el “Establecimiento”) contra “nosotros”.

“Quieren acabar con la Bogotá Humana porque quieren acabar con la democracia en América Latina. Que lo sepan en La Habana. Que lo sepan en La Habana, el mensaje, el mensaje que quiere dar el Procurador no es solamente la repetición vieja del discurso dogmático y sectario que elimina la diferencia, es también una trampa que quieren eliminando Bogotá Humana, es lanzar un mensaje de guerra sobre La Habana”, dijo Petro. Y más adelante dejó claro de qué se trata la movilización que está convocando: “Lo que queremos defender aquí es el derecho a gobernar por parte de quienes son diferentes”.

Las Farc -como Petro- están invitando a la movilización pero no solo contra la decisión del Procurador, sino contra todo el Establecimiento.  

“Alzarse contra la dictatorial destitución del alcalde de Bogotá es una causa justa, pero inútil si a la vez no apunta contra el régimen antidemocrático, neoliberal y violento que domina en Colombia”, dice el comunicado.  Petro, por su parte, le dice a los indignados que “este es el momento de cambiar la historia de Colombia”.

Son discursos que seguramente movilizarán a una parte de la población. El problema es si al hacerlo acentúan la desconfianza del otro lado de la mesa, cuya fe es igualmente necesaria para lograr algún día un acuerdo de paz.

Perfiles relacionados: 
Alejandro Ordóñez
Gustavo Francisco Petro Urrego
Juan Manuel Santos Calderón
Sergio Jaramillo Caro
Iván Márquez
Jesús Santrich
Alias Timochenko
Comentarios - Cada usuario tiene la posibilidad de incluir solo tres comentarios
Jue, 2013-12-12 14:12

Gracias por la ilustracion y las definiciones, viejo Jav, recuerdo que cuando pasamos por la vieja escuela, se solia llamar "mamertos a esos miembros del partido (Juco, Moir, Pcc. o los que quieras)que no estaban de acuerdo con la anarquia, es decir no aprobaban la conbinación en las formas de hacer politica, eran los que no tiraban cocteles molotov a la policioa ni incendiaban buses, Izquierda democratica, se diria hoy en dia. si se mira detenidamente eso es lo que hacen partidos como la el polo, los verdes Marcha U Patriotica. Tal vez el termino por su sonoridad parezca burlezco o despectivo, pero ahí veo la ignorancia de quienes utilizan ese termino para ofender o menospreciar a quien piensa diferente, em realidad El mamerto solo es peligroso en la medida en que no esta de acuerdo con el sistema actual, pero ejerce sus derechos sin violencia

Jue, 2013-12-12 15:44

No las estoy mezclando, lo que digo es que en todos los partidos de izquierda. (y de derecha tambien ) siempre hay un ala radical o extrema y un ala moderada, no se si me expliqué mal, o me entendiste mal.

Jue, 2013-12-12 11:24

Vea javciv en ningún momento s está desconociendo que Petro haya cometido errores, así que si la discusión continua, es repetir lo mismo y lo mismo y échele lo mismo hasta que se canse,..... suerteeee.

Jue, 2013-12-12 10:49

De las actuaciones del Procurador, esta es la única que los demócratas realmente deberían agradecer, porque la decisión de la Procuraduría se basa en consideraciones jurídicas.

Antes de que los infantes que comentan salgan a decir que soy un ultragodo, reitero que las convicciones personales del Procurador me repugnan. Sin embargo, las actuaciones de los funcionarios deben evaluarse por el apego a la ley, no por sus convicciones personales.

Si quienes diseñaron la institución de la Procuraduría ahora consideran que tiene poderes excesivos hace parte de otro problema. La procuraduría (como institución) no se la inventaron Ordoñez ni Uribe ni Santos, sino los consitutyentes del 91. Que se quejen, entre otros, con Navarro.

En todo caso, uno no puede saltarse la ley porque le parezca inconveniente y tampoco puede acusar de fascista (fachista en el idioma de Petro) a quien la aplica.

Jue, 2013-12-12 11:02

No está en discusión quien la creo, ni a quien reclamarle--siendo usted un NO infante, no debería irse por las ramas facilistas de la discusión-- sino para q' fue creada, y no fue precisamente para darle carácter de justicia penal a actos meramente administrativos, y menos actuar en contra del mismo estado con decisiones totalmente arbitrarias, egocéntricas, soberbias recubiertas de un fanatismo autoritarismo y extremo propios del típico fundamentalista que raya en la completa locura.

Jue, 2013-12-12 12:18

Todo hay que volverlo a decir con DIDUNDI.

¿Para qué fue creada la Procuraduría? Para disciplinar a los funcionarios.

La justicia penal no tiene nada que ver con la destitución de Petro: lo inhabilitaron para ejercer cargos públicos, no lo condenaron penalmente,; si lo hubieran hecho, estaría en la cárcel o en su casa (por cárcel).

Jue, 2013-12-12 10:52

Sí, es una lástima que los asesinos retardatarios del M-19 y de las FARC metan baza en la construcción de las instituciones. Al menos queda el consuelo que una vez amnistiados (a paesar de sus víctimas), van a ser iguales ante la ley.

Jue, 2013-12-12 10:42

Felicitaciones Juanita por su excelente comentario y analisis.La mano oculta de esta situacion es Alvaro Uribe,y Fernando Londono con la ayuda del procurador.
No olvidemos que estamos en epoca preelectoral,y Uribe necesita recuperar a Bogota,para las votaciones al congreso;la estrategia de Uribe es obtener las mayorias en el congreso,y despues reformando un "articulito" con la venia del nuevo congreso,conseguir que los expresidentes vuelvan a postularse para la presidencia.A eso le esta apuntando Alvarito,Londono,el procurador u su corte.

Jue, 2013-12-12 11:17

1.lea lo que le dije arriba sobre el cartel de delincuentes.

2.La palabrita "gravísimo" es el comodín de discusión para hacer tormenta en un vaso de agua por un simple error administrativo, acaso el mismo Santos constantemente no nombra una partida de ineptos en los ministerios, muy especialmente el de agricultura?, no son esos errores mucho mas gravisisisimos?

Jue, 2013-12-12 09:52

¿El efecto dominó?...más bien el "castillo de naipes de la Habana". Para los ilusos que aún creen en la fiesta de la Habana: En Colombia no habrá paz producto de este proceso, puede que firmen un papel pero no habrá paz real, las razones sobran... Con respecto a Petro, no tiene sentido tanto teatro: Dio papaya por su arrogancia y el procurador (Que no es cualquier pendejo) vio la oportunidad perfecta, punto.

Jue, 2013-12-12 09:40

Weno Juanita, primero felicitarla por su exposición bastante equilibrada y equitativa. En un tema tan sensible, ya de por si es un acto de heroísmo.

De la discusión x el interés real de la Godofachodictadura en la procuraduría, pasamos a discutir sobre el mensaje a la Habana, y en especial la actitud q el mismo Petro asumió, q para muchos fue también desproporcionado, pero q obedece a la calentura extrema q el fanático Godo ha generado no solo a nivel interno, sino externo.

Interesantísimo q organismos d control internacional reaccionen al fallo, sobre todo dejan un ambiente donde la posibilidad de salir de una vez por todas de este fundamentalista sea + tangible delo q en un momento los más escépticos creímos.

Así el estamento crea q se libró de Petro, creo q muy internamente Santos debe estar comiéndose las uñas con el efecto Habana de tal despropósito, y algo tendrá q hacer, para q al pan no le siga llegando tanta candela.

Jue, 2013-12-12 07:47

Para lo unico que sirve esto es para que exijan.petro quiere impunidad a costa de su elección popular?

Jue, 2013-12-12 10:06

Petro votó a favor de la elección del procurador en el 2008, luego el procurador nombró a Diego Bravo (uno de los más cercanos a Petro) como Procurador Segundo Delegado ante el Consejo de Estado. Cuando Petro ganó la alcaldía, se llevo a Diego Bravo para la Empresa de Acueducto y Alcantarillado (Que tuvo mucho que ver con el escándalo de las basuras), finalmente el procurador sancionó a Diego Bravo y luego destituyo a Petro. ¿No se por qué tanta insistencia en mostrar a Petro como la inocente victima?...¿Entonces por ser de izquierda si puede gobernar infringiendo la ley?... a Petro lo destituyó su arrogancia.

Jue, 2013-12-12 07:08

Hay que poner todo en sus justas proporciones. En primer lugar, ¿quiénes son los negociadores de la habana? Los que llevan casi una década prácticamente exiliados en Venezuela y los comandantes de los bloques más golpeados por el ejército. Ni el bloque sur, ni el bloque oriental tienen representación en la mesa. En ese orden de ideas, puede que de puertas para afuera digan muchas cosas y que estén aprovechando al máximo el afán reeleccionista de Santos. Pero los más interesados en lograr un acuerdo de paz son ellos. En segundo lugar, Antonio navarro es un gran ejemplo de que se puede ser un buen gobernante independientemente de su pasado guerrillero. Más preocupante resulta el mensaje que se está enviando distintas vertientes justificando el mal accionar del alcalde Petro como si ser ex guerrillero sea una licencia para actuar por encima de la constitución y la ley.

Jue, 2013-12-12 09:41

Y qué me dice del equipo negociador del gobierno? Uff! puras caras frescas!!!

Jue, 2013-12-12 09:54

¿Equipo negociador del gobierno?... unas biblias...

Jue, 2013-12-12 06:43

como les parece el siguiente chiste “siempre hemos expuesto que son precisamente la intolerancia, la ausencia de garantías para el ejercicio de la oposición política y la violencia recurrente del estado, las causas de la larga confrontación armada que se libra en nuestro país. el fallo del señor procurador simplemente lo confirma.” no paro de reír ... y parece que juanita leon, como muchos otros en lsv creen todos los comunicados del grupo terrorista. unos asesinos basando su existencia en estas tesis... no son mas que sinvergüenzas descarados. estaría de acuerdo con el proceso, si dijeran, nos hemos equivocado, tomamos el camino incorrecto, la lucha se desfiguro y terminamos siendo un grupo de delincuentes comunes.. y pidieran perdón por eso tal vez seria mas aceptable y muchos cambiaríamos nuestra posición frente a este show. entenderíamos que realmente quieren un cambio. pero ese cinismo descarado con el que hablan es el que no me ha permitido aceptar esta farsa.

Jue, 2013-12-12 10:07

Hola JCCorrea, yo creo que el asunto no es si uno cree o no en los comunicados de ellos. Lo interesante es que ellos creen eso y por lo tanto, eso afecta su voluntad de hacer la paz o no.  Pero de acuerdo que yo también espero qeu acepten sus crímenes. Creo que sin eso será difícil que los colombianos aceptemos verlos en el Capitolio.

Jue, 2013-12-12 13:29

Juanita, nunca han tenido voluntad de hacer la paz, el negocio es demasiado rentable para dejarlo así no mas...
Hacer la paz es la cosa mas simple... es quererlo y ya... es decir no mas... es aceptar los errores y cambiar de rumbo, pero es que estos señores, con cada cosa que dicen simplemente muestran esa ambigüedad entre lo que dicen y lo que realmente son..... Terroristas.

Jue, 2013-12-12 11:40

aprende netiqueta por favor.. las mayusculas hacen parecer que estas gritando y si tienes buenos argumentos no hacen falta para nada.

Jue, 2013-12-12 10:18

Estos gritones, ante la falta de argumentos, no tienen más alternativa que las mayúsculas para gritar sus diatribas.

Jue, 2013-12-12 10:37

Dalinye ...Pedir justicia es falta de argumentos, ¿a ti de da igual las más de 20 mil víctimas de minas antipersona en Colombia? ¿te da igual que miles de niños en estas décadas hayan sido adoctrinados para matar?¿te da igual que miles de campesinos hubieran preferido venirse a pasar penurias a las ciudades y dejar sus tierras antes que haber seguido pagando extorciones a la guerrilla?.

Jue, 2013-12-12 08:14

NO a tanta MAYÚSCULA.

Jue, 2013-12-12 10:08

Sí, javciv, es más fácil de leer y de escribir todo en minúsculas.

Páginas

Añadir nuevo comentario