Menú principal

Domingo Septiembre 15, 2019

La negociación que arrancó ayer estará sujeta a todo tipo de influencias. Estos son los personajes que -sin necesariamente pertenecer a las Farc- podrían tener mayor incidencia del lado de la guerrilla.

                                               

Iván Márquez, comandante del Bloque Caribe

El Comandante del Bloque Caribe y segundo al mando de las Farc es una pieza clave en estos diálogos porque es quien maneja las relaciones internacionales y con Venezuela. Aunque comanda el bloque más pobre y más disminuido militarmente, es junto con Timochenko el único de esta generación de guerrilleros que fue elegido por Conferencia, lo que le da bastante legitimidad por ser uno de los “históricos”.  Márquez fue parlamentario de la Unión Patriótica y es de la generación de guerrilleros formada por el conflicto en Caquetá.

Jesús Santrich, el ideólogo.

Santrich ha llegado a ser el ideólogo no solo del Bloque Caribe y la Comisión Internacional sino también de los movimientos sociales cercanos a las Farc.

Su influencia se nota sobre todo en el cambio de estilo en la comunicación y el lenguaje de la guerrilla.
 

 

Timochenko, el comandante

Es el de mayor antigüedad en las Farc salvo Martín Villa y el sargento Pascuas y es el símbolo de la unidad y de la cohesión.  Trazó con alias ‘Mauricio’ las líneas generales de inicio del diálogo.  Asumió la responsabilidad de dar el paso de la negociación, además de ser el delegado del Secretariado en el Bloque del Magdalena Medio. Tiene a su favor haber resistido toda la ofensiva en el Catatumbo lo que le otorga el respeto de los guerrilleros por ser un buen combatiente.
 

Pablo Catatumbo, el poder oculto

Es el comandante de más prestigio militar. Es el sucesor de 'Cano' en el Comando Conjunto de Occidente, llamado ahora bloque Alfonso Cano. Su importancia radica en haber cambiado la estrategia militar de las Farc, que ha pasado de tener como eje la Cordillera Oriental a la Central y tener la retaguardia en el Pacífico. También fue el responsable de la ofensiva militar en el Cauca. Es uno de los grandes ideológos de las Farc y es quien está detrás de las críticas a la doctrina de la seguridad nacional. Su delegado en la mesa es el Sargento Pascuas, que es el último de los marquetalianos.

 

Carlos Lozano, por el respeto que le tienen a su lucha

Lozano no solo es dirigente histórico del Partido Comunista sino que es el director del semanario Voz, que es una de las tribunas más importantes de la izquierda. Y además, es vocero de la Marcha Patriótica y miembro de Colombianos por la Paz. Estuvo en la Comisión de Notables de los diálogos del Caguán y aunque él nunca lo ha confirmado, al parecer tuvo incidencia en los primeros encuentros entre el Gobierno y las Farc porque conoce a Timochenko desde la época en que militaron juntos en la Juco.

Lozano, como el representante a la Cámara Iván Cepeda, son personas que pueden poner sobre la mesa ideas importantes para el proceso.

El paisa Oscar, comandante de la columna móvil Teófilo Forero

Este guerrillero es una de las fichas que podría sabotear el proceso. Está a cargo de la columna móvil Teófilo Forero, que es la fuerza militar élite y más sanguinaria de las Farc. El Paisa fue el responsable del atentado al club El Nogal.

 

 

 

                                               

Hugo Chávez, por ser el garante.

Alias Rodrigo Granda y Andrés Paris se entrevistaron con Chávez desde comienzos del 2011 para hablar de posibilidades del proceso de paz. También, según contó Vincens Fisas, antes de la reunión en Cuba, Chávez tuvo una reunión de ocho horas con Timochenko en Venezuela que habría influido para que las Farc “se moderaran”. Chávez representa para las Farc una garantía en la mesa de negociación, además de que su gobierno es un modelo para ellos.

Raúl Castro, el que ayuda, les da apoyo logístico, y la experiencia.

El presidente cubano juega un papel fundamental porque las dos partes confían en él. Cuba no solo presta la logística para los encuentros, sino que sirvió como anfitrión durante la primera etapa y ayudó a que se mantuvieran en secreto las negociaciones. "Sin la preocupación y tesón del gobierno presidido por el comandante Raúl Castro, esta larga faena no habría llegado a tan exitoso puerto," dijo 'Timochenko' en su video del 4 de septiembre, cuando confirmó la existencia de diálogos entre el gobierno y las Farc.

 

 

                                               

Joaquín Gómez, la incógnita

La posición de Joaquín Gómez, jefe del Bloque Sur, con presencia en Caquetá y Putumayo, es la gran incógnita del proceso. Es el único del Secretariado que no ha hecho ningún pronunciamiento público sobre el proceso de paz. Gómez fue el que hizo las alianzas políticas con los farcpolíticos del Caquetá y es el hombre del narcotráfico. Su bloque es el más rico de las Farc y también uno de los más poderosos militarmente. Su oposición al proceso puede ser complicado para los que están sentados en la mesa.

Piedad Córdoba

Como líder de la Marcha Patriótica y fundadora de Colombianos y Colombianas por la Paz es la persona que más se ha jugado personalmente para tender un puente hacia las Farc. Internacionalmente, también ella ha buscado abrirle un espacio político a la guerrilla y es quien pone en la agenda pública temas que son fundamentales para ellos. Las Farc confían en ella, la mencionaron en el discurso de ayer, y curiosamente, también ha tendido un puente hacia los jefes paramilitares que han terminado viendo en ella también una persona que podría abogar a favor de ellos en la mesa de negociación.

 
 

 

Perfiles relacionados: 
Alias Timochenko
Piedad Córdoba Ruiz
Iván Márquez
Comentarios - Cada usuario tiene la posibilidad de incluir solo tres comentarios
Sáb, 2012-10-20 20:24

No veo porque "el paisa" podría sabotear el proceso. Creo que representa mas bien un desafío al modelo de justicia transicional del proceso.

Sáb, 2012-10-20 21:38

Porque sí hace un atentado tipo EL Nogal las probabilidades de éxito del proceso son cero.

Vie, 2012-10-19 20:51

No... somos nosotros los que podemos moverla, tanto el gobierno como las FARC en todos sus intentos han fracasado, solo de nosotros depende de que se mueva y de que no se parta....

Sáb, 2012-10-20 06:42

Catalejico, si por "nosotros" se entiende la mayoría de los hombres y mujeres colombianas que nada tenemos que ver con la violencia que ha sumido en sangre a Colombia lo largo de la historia colombiana, agréguese a ello que el Estado también lo ha hecho mediante prácticas ilegítimas e ilegales y terroristas; si por "nosotros" se entiende a la gente que solo tiene como arma el voto cada que hay eventos electorales, es obvio que jugaríamos un papel importantísimo. Y ello a primera vista parece que un referendo podría ser el mecanismo de participación más adecuado.

Vie, 2012-10-19 16:45

Quienes pueden mover la posición aparente o realmente intransigente de las FARC son los que hasta ahora la llevaron de nuevo a la mesa de conversaciones: los hechos tozudos. Manifiestos en duros golpes, no apoyo o rechazo de la población, aislamiento de la comunidad internacional y caducidad coyuntural, más no estructural, de la lucha armada en Colombia.

Añadir nuevo comentario