Menú principal

Viernes Mayo 29, 2020

???

Al bus del proceso con las Farc se subió esta semana el Partido Conservador en pleno: el ex Presidente Andrés Pastrana, y dos de los precandidatos presidenciales de ese partido al 2018, Alejandro Ordoñez y Martha Lucía Ramírez. Los tres habían usado ese lenguaje ambiguo según el cual “todos somos amigos de la paz” pero no a la manera de como se está construyendo la terminación del conflicto en La Habana.

Los avances del proceso que lo tienen en un punto irreversible  y apoyos como el de los Estados Unidos seguramente los persuadieron de que era hora de dejar de oponerse y ubicarse para la foto. Habían calculado un fracaso y esperaban obtener réditos electorales de él, eso los había dejado en los brazos del uribismo al que los tres apoyaron fervientemente en la elección presidencial. Ahora –con las encuestas en la mano- se le desmarcan al expresidente y senador y lo dejan literalmente solo. En el espectro político solo falta el Centro Democrático por arrimarse para la foto. Es probable que no llegue, entre otras cosas porque sería tarde, quedaría en una esquina y se quedaría sin gasolina para conseguir votos con el discurso de la claudicación y la amenaza comunista al mejor estilo laureanista de hace 70 años.

Los conservadores, inspirados en la ética católica del perdón al pecador arrepentido, siempre habían abogado por una solución negociada al conflicto armado. Los procesos más audaces y más dañinos también se hicieron en los gobiernos conservadores de Belisario Betancur y Andrés Pastrana. Los errores conceptuales y de diseño de los procesos nos dejaron en ambos casos a una guerrilla multiplicada y fortalecida. Ambos ofrecieron todo tipo de concesiones a la guerrilla a cambio de su desmovilización, de modo que la oposición al proceso actual sonaba mezquina. No parecía auténtica. No era cuestión de principios. No era que los más cristianos ahora no creyeran que la “gente merece una segunda oportunidad”, era cálculo electoral, era el anti comunismo de Ordóñez y el afán de Pastrana de limpiar su nombre en la historia y no quedar como el Presidente fracasado que había cometido todo tipo de equivocaciones costosísimas para los colombianos  en su intento por hacer “la paz”.

Todos han dicho que “aportarán” en la Comisión de paz, pero que mantendrán una posición crítica y etc. Todo bienvenido: los “aportes”, las críticas y el cálculo político. La verdad es que el discurso de Ramírez se había concentrado en las condiciones para adelantar la negociación, el cual por obvias razones se ha ido acabando. Hay cese unilateral, hay compromisos con las víctimas, con el desminado, con el no reclutamiento de menores.

Algunos uribistas han empezado a decir que hay un cambio en el lenguaje del gobierno, que ha incorporado parte de las exigencias que ese grupo hacía y etc., sin embargo el ex presidente arrecia sus críticas, juega a atizar alguna inconformidad en las fuerzas armadas. Tampoco tiene una posición de principios, no es que crea que no hay que hacerle concesiones a la guerrilla, incluso menos de las que él siempre estuvo dispuesto a hacer, es -como Pastrana- pura mezquindad.

Lo de estos años ha sido un juego de vanidades personales. Todos disputándose el capítulo en la historia. ¿Quién hizo la “paz” con las Farc? : ¿Pastrana que ahora dice que las engañó en el Caguan mientras ganaba tiempo para fortalecer a las fuerzas armadas, Uribe que desequilibró en forma definitiva la correlación de fuerzas y  las redujo militarmente (Pastrana dice que gracias a su aporte), o Santos que asumió el riesgo de la negociación política y la condujo (esperemos que hasta el final)?

El acuerdo con las Farc requiere el mayor consenso político para lograrlo y para blindarlo, por eso la decisión presidencial de convocar una comisión integrada por opositores al gobierno (a la Unidad Nacional la dejaron por fuera) es –para parodiar al Presidente con una frase que repite permanentemente- “un paso en la dirección correcta”.

Uribe se va a radicalizar en contra del proceso. Su cálculo político se concentrará en la claudicación, salvo que consiga vender la idea de la asamblea constituyente con el propósito de trasladar las discusiones de La Habana para un nuevo escenario, en el que confía en que el Centro Democrático tenga una amplia representación y sea entonces ahí donde –ahora él- negocie con las Farc y haga las concesiones que ahora dice que le parecen inaceptables.

Los colombianos estamos metidos en una trampa generada por las vanidades de los actores políticos. Hay que buscarles una salida digna a todos. A las Farc que desperdiciaron 50 años y no consiguieron nada distinto de dolor. A Pastrana que quiere que le reconozcan sus “aportes”. A Uribe que no quiere terminar señalado. A Álvaro Leyva que necesita ser protagonista. A todos los que apostaron al fracaso para afincar aspiraciones políticas.

Será un costo menor. Con tal que nos dejen en paz de una vez por todas a las Farc les reconoceremos que “la lucha no fue en vano”, a Pastrana su sagacidad, a Uribe su amor por la Patria (¿será con mayúscula?), al Procurador su convicción para proteger nuestros derechos, a Leyva alguna medalla de las que da el Congreso, a los que quieren ser candidatos del uribismo que “ellos lo dijeron primero”.

A todos: lo que quieran pero que nos dejen en paz.

?

Comentarios - Cada usuario tiene la posibilidad de incluir solo tres comentarios
Lun, 2015-03-16 22:58

Mi visión de los diálogos en la Habana es: Un gobierno actual (Cuya 1a elección la heredó, y la 2da la compró), se sienta a negociar con los dueños de una "franquicia" delincuencial (Las Farc), para que bajo el pretencioso argumento de la "paz nacional", nos obnubilemos en medio de la promesa de que están resolviendo el problema mayor de nuestro país. La realidad nacional actual es otra. Ellos (Las Farc), son nuestra dificultad anterior. Hoy día la extorsión urbana ocupó su lugar. Santos es un político sin impronta. Su única apuesta es "La Paz como Noticia". Conociendo su talante evasivo el "postconflicto" (El cual será complejo) le puede resultar incomodo. Es de los que le gusta "El Cargo, más no el Encargo". Esa responsabilidad no la hará suya. La firma entre gobierno y dueños de la "franquicia" aun necesitará de tiempo.

Lun, 2015-03-16 18:50

Bien extraño es que uribe y sus más cercanos consideren ahora que es mejor que el proceso en la Habana se extienda en el tiempo y no que queden mal los acuerdos, porque no decían estos antes. Creo que para infortunio de quienes consideramos que debe haber algo de justicia y reparación al final ellos terminarán subiéndose al bus de la paz, a buscar también la impunidad de sus delitos.

Lun, 2015-03-16 18:03

Estan Asumiendo q poechito Furibe q lo quieren apartar?. Esto Si es la tapa.

ResultA q hay un niño malcriado q se cree autosuficiente, q se da el lujo de tirar cuanto plato d comida le ofrecen y cuando se ve sólo en un afan desmedido x figurar y no perder la vigencia, manda razones x doquier sin tener la actitud y el caracter q deberia identificar a un expresidente para asumir d una vez x todas una actitud verdaderamente proactiva y frentera x el bien supremo del país q tanto pregona. Ahora es Santos el culpable d su soledad?-la d FUribe. No señores, esta "equivocación amañada"'q ahora asumen Sus áulicos alegando "un yo opino, yo existo" cuando es el mismo FUribe q se ha encargado d sabotear cuanto diálogo se ha querido establecer con él, no es justo con Santis. Cierto q d hipocrecias son todos, pero a la luz interna e internacional la actitud d Santis ha sido la correcta en su invitación reiterativamente desdeñada.

Y para q' buscan a estas alturas colarse en el bus de la V....?

Lun, 2015-03-16 10:13

Leyendo el articulo y algunos comentarios, la conclusión que puedo sacar es que cada quien defiende en lo que cree y defiende su forma de pensar sea errada o no.
En mi opinión tanto Santos, Uribe, Pastrana y los demás, lo único que les importa es figurar, lo único que tienen en sus corazones es la vanidad, es la necesidad de ser reconocidos.
A ellos les importa un pito la paz, lo que verdaderamente les importa es su propio ego y el cómo van a figurar en un futuro.
Por los comentarios, el Sr Gato tiene razón, Santos ha robado y derrochado muchísimo más el erario público que Uribe (en cuanto a reelecciones), pero a fin de cuentas los dos son corruptos... sólo que ha Uribe le salió más barata la reelección que a Santos no significa que sea más honesto.... los dos son de la misma calaña politiquera, que lo único que quieren es satisfacer su necesidad de poder a cuaquier costo.

Dom, 2015-03-15 13:45

No se necesita para este "proceso"... Uribe es mas valioso como opositor y veedor de lo que nos venden a ojo tapado, que sacamos con una unidad nacional que trabaja y le tapa todo a un solo patrón, la claridad se da cuando se puede ver desde más de un punto de vista, porque de frente no se ve el cuchillo escondido en la espalda... y con el tránsfuga Presidente que tenemos, es poco lo que se puede confiar y mucho lo que temer.
Uribe ya conoce quien es Santos, no creo que se una a un proceso sin antes "negociar" una posición firme y real dentro del mismo, por algo sus detractores no lo quieren, porque siendo líder, esa mesa de dos frentes se volvería mas bien poliédrica y alguien con la sagacidad de Uribe no le sirve a los mercenarios de las Farc y tampoco a los enviados del gobierno.

Lun, 2015-03-16 08:37

FUribe ya supo q No se necesita para nada y x ello ahora anda de afanes con emisarios y posiciones de Si pero No, a lo mejor tal vez, No de frente pero si x los laditos, en fin. Su oposición ha sido tan recalcitrante q a él mismo ya le da pena de afrontar de una vez x todas y a la luz pública un apoyo a un proceso q NO TIENE REVERSA.

Lo sabe él y lo sabemos todos, de un respeto a su dignidad se pasó rápidamente a un hastío ante lo mas irreflexivo q se ha visto en una mal llamada oposición. El concepto de oponerse x oponerse simplemente xq Soy FUribe ya cumplió su ciclo y como la gran mayoría del colombiano promedio, No es capaz de asumir pública y abiertamente q su Nueva posición se ADAPTA ahora a la coyuntura política del momento, Ppalmente en Bogotá.

El bus ya casi sale y las sillas se acaban, a como de lugar está buscando espacio así le toque ir parado.

Sáb, 2015-03-14 22:06

Curioso que Uribe quiera emular al M19 en la anhelada Asamblea Constituyente sobre la cual insiste a ver si se tira los acuerdos de paz cuando se alcancen definitivamente y a su vez, se hermane con los de las Farc en ese propósito, pero mientras dice oponerse al mismo, siendo que la posibilidad más cercana de una asamblea constituyente, con su sueño de hacer borrón y elección nueva a presidente, es el éxito del proceso de paz de La Habana. Puro cálculo electoral, incluido el de Santos, para eso son políticos, pero al menos el de Santos es para acabar políticamente a la guerrilla delas Farc y de paso el caballito de batalla de que nuestra democracia no avanza por combatirlas, y eso no es de poca monta.

Sáb, 2015-03-14 16:49

No se necesita. Cuandollegue la firma de la paz el se subirá al bus y reclaamará que gracias a sus oposiciones, es que se llegó a un buen acuerdo. Esto en caso que no se cumpla algo quesiempre me ha tenido cabezón. Siempre me ha paarecido sospechos. La posición de uribe aante el proceso de paz, maquiavelicamente he pensado que uribe y santos tienen libretiado todo esto para engañar a las farc y hacerlos terminar esta guerra. Siempre me he imaginado que cuando se firme la paz santos y uribe van a salri diciendo que todo estaba planeado. Eso fue lo que finalmente uribe y sus seguidores es lo que todavia defienden, que el fenomeno paramilitar era y es necesario, para la refundación de la patria.

Sáb, 2015-03-14 12:24

Lo mejor d la columna, pregunta concreta para respuesta concreta, Nnoooo y No es NOO.

Demasiado tarde, se le fue el tiempo haciendo oposición ciega e irreflexiva, egoísta, mezquina y guiada x el odio y el rencor. Se limitó a enviar emisarios a pedacitos: el ex comisionado, CHolmes, incluso al apoyo externo d los conservadores, PaMaGo, léase Patraña, Marta, Godofacho. Todos ABSOLUTANENTE todos con intereses netamente políticos, eso d q el bien supremo del pais no se lo creen ni ellos mismos, menos a esta hora donde ya tenemos casi coronado con JuanPa, esto es IRREVERSIBLE; se necesita d una locura extrema para "retroceder Nunca jamás".

Si señor se quedó solo y no es d ahora, hace rato; tan solo q ni el Gato lo vió cuando fue al edificio d Pretelt.

Lo poco q le queda son los medios encargados d replicar desde el primer bostezo dl día- si es q duerme-, hay q entenderlos, tieNen q comer-.En eso su astucia sigue intacta, colocando agenda con cuanto trino se le viene a la cabeza.

Sáb, 2015-03-14 11:46

Artículo escrito por el más santista de los santistas. (Nunca se le lee a Héctor Riveros una crítica directa y sagaz en contra del santismo. ¿Será que no hay nada para criticar en el santismo y en el proceso de la Habana desde la perspectiva de La Silla Vacía?)

Sáb, 2015-03-14 11:34

Ojalá así fuera, pero no creo que la situación se pueda reducir a una guerra de egos, aunque algo (¿mucho?) de eso habrá.

Pero lo que más me quita el sueño es uno de los argumentos insistentes de algunos 'intérpretes' o pregoneros de las ideas de los líderes de la oposición a las negociaciones de La Habana: Aseguran, con mucha convicción, que el reguero de muertos que dejará el postconflicto será mayor o igual que el que dejaría la continuación del conflicto mismo. Un mal negocio social.

Y la aflicción surge de la incapacidad para comprender si ese augurio es simplemente un presagio, un pronóstico 'técnico' con fundamentos sociológicos o históricos (que bien podrían resultar acertados o falsos, y en todo caso probabilísticos), o ... una promesa, expresada como una profecía autocumplible, determinística.

Sáb, 2015-03-14 11:21

al Sr. columnista le digo si cree quenuribe no es necesario para participar en el llamado proceso de paz, entonces cual es la insistencia de todos los grupos adjuntos al gobierno llamandolo para que se una a el "tren de la paz", cuando una persona no es importante y se predice que se quedara solo arrinconado en una esquina? entonces porque molestarse insistiendole?me gustaria que me contestara esta pregunta senor columnista.

Sáb, 2015-03-14 10:40

Típico Uribista. Se han pasado más de medio año hablando de la mermelada de Santonto pero se olvidan de la Supermermelada de Uribe Vélez a Yidis Medina y Teodolindo Avendaño para comprar la primera reelección a punta de Notarías y dinero del erario publico. De todos los crímenes y defectos del Uribismo, el peor de todos es el cinismo. El ojo de ellos nunca ve para adentro.

Añadir nuevo comentario